PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left
Artículo Un joven está limpiando el fondo marino de Formentera armado solo con su tabla de deepboard RonRitual

RonRitual

Un joven está limpiando el fondo marino de Formentera armado solo con su tabla de deepboard

H

 

Deporte y ecologismo se unen en un proyecto único financiado por la plataforma Ronfunding de Ron Ritual

Elena Rue Morgue

15 Enero 2016 18:11

Álvaro Soriano aun no ha cumplido los 30, pero ya ha viajado más que muchos en toda su vida.

Fue durante su estancia en Panamá donde conoció el deepboard. Y fue un flechazo instantaneo.

Este deporte le apasionó tanto que lo ha convertido en su forma de ganarse la vida, al mismo tiempo que le permite realizar su proyecto para proteger el ecosistema marino.



El deepboard es un deporte que mezcla la natación, el buceo, el free diving y el surf.

Como en muchos otros deportes acuáticos el usuario es arrastrado por un barco. La diferencia es que, en lugar de deslizarse sobre la superficie del agua como en otros deportes, buceará bajo el mar sujetándose a una tabla transparente que permite visualizar el fondo marino.

Quienes lo han probado dicen que la sensación es como de "volar bajo el agua".

 Aunque haya vivido en muchos países, Álvaro siempre tuvo una predilección por Formentera, en la que finalmente ha podido establecerse y hacer realidad su ilusión de crear una empresa de deepboard.



Es un enamorado de la isla y del entorno natural que la rodea. Por eso le resulta imposible quedarse de brazos cruzados ante los peligros medioambientales a los que se enfrenta. 

Está especialmente implicado con la preservación de la Posidonia, una planta acuática que protege las costas de la isla de la erosión, se encuentra gravemente amenazada por las toneladas de basura que cada año se lanzan al mar.

Álvaro decidió utilizar su pasión por el deepboard para devolverle al mar todo lo que el mar le ofrece.

Al menos una vez a la semana él y su equipo organizan jornadas de limpieza en las que, armados con sus tablas, se sumergen en el mar con la árdua tarea de limpiar manualmente el fondo marino.



Los voluntarios que se ofrecen a colaborar pueden experimentar de forma gratuíta una sesión de deepboard a la vez que ponen su granito de arena en preservar la biodiversidad de la isla.

Álvaro ha podido llevar a cabo este sueño gracias a la financiación de Ronfunding, una iniciativa de Ron Ritual para apoyar pequeños proyectos.



Si tú también tienes un proyecto o te gustaría apoyar a otros tan inspiradores como éste, entra en Ronfunding de Ron Ritual.



share