PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left
Artículo ¿Qué hace un griego jugando una final de Copa de Europa con una camiseta franquista? Sports

Sports

¿Qué hace un griego jugando una final de Copa de Europa con una camiseta franquista?

H

 

Había dos buenas razones

I.P.

17 Octubre 2017 14:44

28 de octubre de 1970. Amistoso entre dos de las tres dictaduras que definían el triste Mediterráneo de la época. España a duras penas le gana a Grecia 2-1 en Zaragoza. Al acabar, los dos porteros se intercambian las camisetas. Solo una casualidad hizo que fuera la primera vez que Takis Ikonomopoulos y José Ángel Iribar se veían las caras.

En noviembre de 1968 sus equipos se había enfrentado en la vieja Copa de Ferias. Sin embargo, en aquel doble Athletic-Panathinaikos no estuvo el vasco. Aquella eliminatoria pudo haber cambiado la vida de Ikonomopoulos: tras una escala en Madrid en la que el Panathinaikos entrenó en terrenos del Real Madrid, al equipo de Bernabéu le gustó tanto aquel portero griego que le hicieron llegar una oferta.

No pudo aceptarla, ya que la Junta de los Coroneles bajo cuya bota estaba Grecia no permitía que sus futbolistas fichasen por equipos extranjeros.

2 de junio de 1971. Final de Copa de Europa en Wembley. El Panathinaikos ha hecho historia llegando a ella. A duras penas, eso sí, solo gracias a goles en campo contrario pudo superar al campeón inglés -Everton- y al yugoslavo -Estrella Roja-. Enfrente, el Ajax de Neeskens, Vasovic, Cruyff y Keizer. Pero justo antes de empezar el partido hay un detalle que no todo el mundo advierte. La camiseta de Ikonomopoulos es extraña.

No lleva el trébol habitual del escudo del equipo de Atenas. Más bien tenía el escudo nacional de la España franquista.

El dictador ni siquiera fue original en esto, era era el águila de los Reyes Católicos con algún retoque: la sustitución del escudo de Aragón-Sicilia por el de Navarra y el añadido de las columnas de Hércules con la leyenda 'Plus Ultra' y tras la cabeza del ave el lema 'Una, grande y libre'.

¿Qué hacía un portero griego jugando una final de Copa de Europa con el pollo de Franco?

Efectivamente, era la camiseta de Iribar de la selección española.

Ikonomopoulos tenía sus razones para usarla, principalmente dos. Primero por admiración, le reconocía hace un par de años al diario Deia, pero también por necesidad. En la Grecia de la dictadura, según el propio portero, no sobraba precisamente el material deportivo ni para un club como Panathinaikos. De hecho, el griego tuvo solo dos camisetas esa temporada, la del club -llamémosla oficial- y la de Iribar. La del Txopo de Zarautz la usó Ikonomopoulos en todos los partidos de Copa de Europa.

Le debió dar suerte, pues ha sido la única vez que un equipo griego ha llegado tan alto. Eso sí, suerte justo hasta la final. Allí cayeron los de Ikonomopoulos 2-0 contra el Ajax. A la camiseta tambén se le acabó el embrujo: alguien se la robó hace años.

share