PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left
Artículo Sara Danius: la académica que ha revolucionado el Nobel de Literatura Lit

Lit

Sara Danius: la académica que ha revolucionado el Nobel de Literatura

H

 

En 2015 fue nombrada Secretaria Permanente de la Academia, convirtiéndose así en la primera mujer en acceder al cargo

Eudald Espluga

05 Octubre 2017 11:50

La revolución visible de los premios Nobel de literatura fue un hombre: Bob Dylan.

Su nombramiento fue visto como un acto transgresor, rejuvenecedor. La aburrida Academia sueca ahora veía literatura más allá de las páginas de los grandes autores que monopolizan las apuestas. Muchos protestaron, por supuesto, indignadísimos: ¿qué hacía la Alta Cultura tirándose el rollo pop? ¿Cómo que se premiaba un cantautor? ¿Qué había de Roth y Marías? ¿Qué de Murakami? 

LEER MÁS: 10 reacciones muy bestias al anuncio del último Nobel de literatura

Tras esta decisión polémica, todo el mundo apuntó a una persona: Sara Danius. Filóloga y crítica literaria, Danius era la primera mujer que llegaba a convertirse en Secretaria permanente de la Academia.

Sí, en 2015. Sí, la primera desde 1786.

Admiradora de David Bowie y experta en Flaubert, Proust y Joyce, Danius está detrás de las polémicas elecciones de Svetlana Aleksiévitch y de Bob Dylan. Y aunque se muestra leal al mandato testamentario de Alfred Nobel, parece que trata de ampliar el marco de aquello que puede ser considerado "una persona que haya producido una obra destacada en una dirección ideal".

Es un hecho: que en los dos años que Danius ha estado al cargo se haya hablado más de las razones literarias del galardón -y no solo de las geopolíticas de premiar o no a determinados autores- que en la mayoría de los anteriores, es ya de por si una señal de la importancia de su llegada.

LEER MÁS. ¿Por qué los premios literarios femeninos no se traducen en dinero?

Pero debemos pensar la importancia de esta pequeña revolución desde otra perspectiva. Estamos hartos de denunciar el sesgo de género en los premios -aunque, por lo visto, debemos seguir haciéndolo: de los 3 premios Nobels concedidos hasta ahora, ya van 9 hombres y ninguna mujer-. Sin embargo, debemos señalar hasta qué punto este sesgo, además de cultural, tiene que ver con la composición de los jurados.

Hombres leyendo a hombres. Hombres premiando a hombres.

A falta de pocos minutos para conocer el Nobel de literatura de este año, no podemos sino desear que la influencia de Danius se siga notando en los premios, no solo por la importancia de ampliar y diversificar el palmarés, sino para que nos vayamos dando cuenta de la necesidad de que haya más mujeres en los jurados.




share