PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Culture

El secreto de estas famosas instagramers: son hijas de una activista anti-musulmana

H

 

@girlwithnojob tiene casi tres millones de seguidores... y una madre que odia el islamnn

PlayGround

01 Marzo 2018 17:38

Claudia, Jackie Margo y Olivia Oshry, cuatro hermanas naturales de Nueva York, se encargan de gestionar cuentas de Instagram tan exitosas como Girl with no job, Jackie O Problems o la gastronómica Hungover and Hungry. Según las investigaciones de The Daily Beast, las hemanas Oshry habrían puesto todo su empeño en ocultar sus lazos familiares y, más concretamente, los que las unen a Pamela Geller, su madre.

Geller, que The Daily Beast define como “una troll de la alt-right”, es una de las activistas islamófobas más activas de Estados Unidos. Colaboradora de la cabecera alt-right Breitbart News y presidenta de la organización de ultraderecha American Freedom Defense Initiative, Pamela Geller ha ido ganando cada vez más notoriedad en la caverna trumpista, a la vez que sus hijas la mandaban al exilio en sus cuentas de Instagram.

“Las fotos familiares que incluían a su madre han sido borradas”, asegura The Daily Beast. “Cualquier referencia a ella ha sido eliminada. Las instantáneas ‘familiares’ se reducen siempre a ellas cuatro, ahora”.

Core four.

Una publicación compartida de Claudia Oshry Soffer (@claudwithnojob) el

Pamela Geller, que en 2013 tuvo prohibida la entrada a Reino Unido, ya que su presencia “no propiciaba bien público alguno”, sí parece haber marcado las agendas de sus hijas: según informa BuzzFeed, cuando Claudia Oshry contrajo matrimonio con Ben Soffer, la instagramer, curándose en salud, no permitió a ningún invitado utilizar su móvil durante la ceremonia.

“Queremos dejar claro a nuestra audiencia y a nuestros fans”, ha declarado Claudia en un comunicado, “que nuestras convicciones políticas ni son islamófobas, ni son nadófobas. Nuestras visiones son distintas a la de nuestra madre”, recalca la instagramer. “No aprobamos la discriminación, ni tampoco ideario racista de tipo alguno”.

La investigación de The Daily Beast, sin embargo, avanza en una dirección distinta a la del comunicado de Claudia, señalando que en publicaciones, ahora borradas, las hermanas mostraban sus simpatías por Donald Trump, “algo en una longitud de onda muy parecida a la de su madre”.

share