PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Culture

Michael Haneke: “#MeToo es una caza de brujas teñida de odio hacia los hombres”

H

 

El director de 'Funny Games' se muestra "preocupado" por lo que él define como "nueva ola de puritanismo"

PlayGround

12 Febrero 2018 13:24

Las voces más críticas contra el movimiento #MeToo están viniendo del continente europeo: si el mes pasado era la actriz francesa Catherine Deneuve quién auspiciaba, junto a otras intelectuales, un manifiesto que abogaba por la libertad del cortejo masculino, ahora es el austriaco Michael Haneke quién ha mostrado su rechazo público a esta iniciativa.

“El odio hacia los hombres teñido de puritanismo que está precediendo al #MeToo me preocupa”, dijo en una entrevista el director de Funny Games. Preguntado por el rotativo austriaco Kurier sobre el movimiento feminista, el realizador de Amor dijo que “como artistas que somos, deberíamos empezar a sentir miedo cuando vemos esta cruzada contra toda forma de erotismo”.

Aunque cree que lo casos de violación y abuso sexual deben ser castigados con toda dureza, Haneke matiza que “la histeria y las condenas sin juicio son totalmente repugnantes”.

Funny Games (Michael Haneke, 1997)

“(#MeToo) ha promovido una campaña de impugnaciones y denuncias públicas, tanto en la prensa como en redes sociales, hacia personas a las que ni siquiera se les ha dado derecho a réplica; a las que se ha situado al mismo nivel que violadores y agresores sexuales”, añadió el director.

Haneke, que califica #MeToo como una caza de brujas, considera que iniciativas de ese tipo suponen dar pasos atrás. “¿Dónde vivimos? ¿En la edad media?”, se preguntaba. También insistía en que, “en un ejercicio de obedencia anticipatoria al terror”, hoy en día sería imposible rodar películas eróticas como El Imperio de los Sentidos.

El dos veces ganador de la Palma de Oro también ha lamentado que actores como Kevin Spacey estén siendo cortados de películas y series, “únicamente para que la cifra de espectadores no baje”.

“Puedo imaginar los comentarios que aflorarán en Internet cuando se publique esta entrevista”, terminaba el realizador. “Haneke, el machi-cerdo chovinista”.

share