PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left
Artículo Este gusano es una ‘planaria cabeza de martillo’ y hay quien dice que están invadiendo Francia Content

Content

Este gusano es una ‘planaria cabeza de martillo’ y hay quien dice que están invadiendo Francia

H

 

¿Qué hay de cierto en la supuesta invasión de estos gusanos gigantes autocaníbales?

Playground community

18 Septiembre 2018 17:14

Los gusanos activan un resorte en nosotros, apelan a nuestros mecanismos del asco al instante. Excepto aquellos humanos que logran aprender sobre la belleza de su naturaleza y comportamiento, la mayoría nos quedamos en la idea de que esos animales pequeños, blandos, de forma alargada nos resultan demasiado diferentes. Y por diferentes podemos querer decir “repulsivos”.

Todos podemos pensar en gusanos, de varias clases, y a menos que seas aficionado a la pesca artesanal o disfrutes de observar tu jardín como un enorme terrario, no les tendrás excesiva simpatía. Dejemos aparte que, en nuestro inconsciente, los gusanos están asociados a la idea de la muerte y la corrupción de la carne. Sin embargo, tienen sus reglas de vida, depredación y reproducción. Y estos factores, a su vez, tienen numerosas ventajas para nuestro ecosistema: oxigenación de la tierra, equilibrio ecológico en la depredación, abono muy útil en sus excrecencias...

También hay variantes de gusanos tan sumamente extrañas que resultan hipnóticas. Como la ‘planaria cabeza de martillo’ que podéis contemplar en el vídeo que encabeza estas líneas, una especie cuyo origen se sitúa en Indochina y que es tenida por especie invasora tanto en estados Unidos como en Europa. De hecho, en los últimos meses se viene hablando de que Francia sufre una auténtica invasión de estos gusanos gigantes de cabeza de martillo o Bipalium wewense. Lo de gigantes va porque pueden alcanzar los 40 centímetros de longitud.

Vídeo relacionado:

Los Bipalium wewense son eminentemente nocturnos —otro motivo para que sean poco vistos— y disfrutan de los ambientes húmedos. No son peligrosos para los humanos, pero sí para sí mismos: cuando no encuentran alimento, pueden llegar a autocanibalizarse.

No solo en Francia los encaran como problema: ya hace cuatro años un equipo de Genética del Instituto de Investigación de la Biodiversidad de la Universidad de Barcelona publicó un informe advirtiendo de que se estaba produciendo una importante mengua en la población de caracoles por culpa de estas planarias.

Sí, los gusanos cabeza martillo son depredadores. Y su manera de comer a otros seres vivos es otra de esas razones que hacen que sea difícil tenerles apego. Se aferran a su presa -otro gusano, por ejemplo- y los cubre con su faringe (su boca está en medio de su cuerpo). A continuación, lo cubre de enzimas. Lo licua. Y lo ingiere. Lo excretable sale por la misma puerta por la que ingiere. Pocos restos deja detrás.

En cuanto a su reproducción, es asexual. La parte final de su cuerpo tiene los huevos y se desprende de ella, enterrada. O sea, su cuerpo se parte en dos, dejando la porción menor con los huevos. Y así, dos veces al mes.

Esta frecuencia de procreación unida a la no existencia de adecuados depredadores de su especie en suelo francés hace que el ‘gusano hammerhead’ se esté convirtiendo, según estudios recientes, en una amenaza para el adecuado equilibrio ecológico de ciertas zonas del país vecino.

Vídeo relacionado:


share