PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Like, Share & Do

Now

El caso de Gabrielito, el niño torturado y asesinado por sus padres porque creían que era gay

El menor murió en 2013 víctima de vejaciones y múltiples abusos en los que también participaron asistentes sociales. Ahora comienza el juicio para esclarecer los hechos

PlayGround

26 Octubre 2017 16:12

Estos días se está celebrando el juicio por la muerte de Gabriel Fernández, un niño de ocho años que fue asesinado en mayo de 2013. La historia de Gabrielito conmocionó a la comunidad de Palmdale, en el norte del condado de Los Ángeles, California, y aún hoy sigue poniendo los pelos de punta.

El menor fue encontrado inconsciente en el apartamento en el que vivía con su madre, sus hermanos y su padrastro, y lo llevaron al hospital donde falleció a los pocos días. Los sospechosos del crimen son el padrastro del niño, Isauro Aguirre, y Pearl Fernández, su madre. Ambos se enfrentan a pena de muerte acusados de torturar y asesinar a Gabrielito.

"Este caso es sobre una cosa: la tortura sistemática de un niño indefenso e inocente", remarcó el fiscal al inicio del juicio que dictaminará si su padrastro es culpable de asesinato. También aseguró que Gabrielito fue víctima de abusos y maltrato porque su madre y su padrastro creían que el niño era gay. “Esto no se trató de drogas. Esto no fue a causa de problemas de salud mental. (Aguirre) lo hizo porque no le caía bien… creía que Gabriel era gay y para él eso era algo malo… lo hizo por odio hacia un niño pequeño", aseveró.

El caso de Gabrielito provocó un gran revuelo y destapó los fallos en el sistema estatal de protección de menores. De hecho, 2 asistentes sociales y sus 2 supervisores se enfrentan a cargos de abuso infantil y falsificación de documentos públicos que les pueden acarrear penas de hasta 10 años de prisión.

Durante el juicio que se celebra estos días se han podido conocer escabrosos detalles de los abusos que sufría Gabrielito. El menor era obligado a comer heces de gato, estaba desnutrido, le faltaban cuatro dientes, tenía quemaduras por todo su cuerpo, los huesos del brazo rotos, varias costillas fracturadas, 8 balines dentro de su cuerpo y numerosas heridas abiertas y moratones de pies a cabeza. “Cada centímetro de Gabriel estaba magullado e hinchado. Su piel era de color negro y azul. Recuerdo que al tocarlo estaba frío”, declaró Emily Rebar, una de las enfermeras que atendió al niño.

El caso causó tanta conmoción que se creó incluso una página de Facebook en la que se pueden ver las actualizaciones del juicio y que, según su creadora, está hecha para que nadie se olvide de Gabriel.

Fue creada por Amanda Nevárez, una madre de familia amiga de la primera de Gabrielito. “Mi enfoque es dar a conocer lo que pasó con Gabriel para que eso no vuelva a pasar, que haya un cambio en el sistema, que termine la corrupción, porque todavía está pasando”, explicó en una entrevista con Univisión.

Su objetivo es educar a la gente para que este tipo de castigos y abusos dejen de ser “normales”. “Espero que lo que hago motive a la gente y haya cambios”, explicó Amanda. Y agregó: “espero que se fomente una cultura de respeto hacia los niños y que en las próximas generaciones no se borre su sonrisa, como se la borraron a Gabriel”.

sucesos

Otras notícias

V
El propulsor de un cohete espacial cae y explota a escasos metros de un pueblo en China
N
Detienen a un matrimonio por torturar y encadenar a sus trece hijos en su propia casa
V
Rescatan a una tortuga enredada en fardos de cocaína
V
Graban a estos asesinos adolescentes intentando quemar las pruebas de su crimen
V
Destrozan varias tiendas H&M en Sudáfrica tras el anuncio racista de la marca
V
Conducía drogado y estrelló su coche contra... el segundo piso de un edificio
C
Los vestidos negros de los Globos de Oro serán subastados para ayudar a las víctimas de acoso
N
Un asteroide 'potencialmente peligroso' pasará cerca de la Tierra