The Ark Remixed The Ark Remixed

EPs

Wooky WookyThe Ark Remixed

8 / 10

Wooky  The Ark Remixed LAPSUS RECORDS (LPS 03, 12” + digital)

Las cosas van lentas en Lapsus Records, pero van avanzando de la manera correcta, sin cometer fallos. Es la única manera si se quiere que cada referencia esté cuidada con el máximo cariño y atendiendo a que la calidad del material incluido esté a la altura de lo que editan los demás sellos. Hace poco más de un año, Albert Salinas se lanzó a la aventura de montar una plataforma para editar su propia música –y la que le fuera intrigando durante el camino– y, por si no fuera suficiente, en vinilo, apelando al público gourmet. Después de todo ese tiempo, son tres las referencias que han conseguido llegar a las tiendas: “The Ark”, el primer maxi de Albert bajo su alias, Wooky, en el que practicaba una electrónica con breaks y paisajes sintéticos muy inspirada en la etapa “artificial intelligence” de Warp; el mini-álbum “Homes” de Gros y ahora los remixes de “The Ark”. El bagaje puede parecer escaso, pero el nivel está alto. Y con este nuevo 12”, todavía más.

La selección de artistas indica cuáles son las vías que a Wooky le interesa explorar a los mandos de Lapsus Records: la melodía delicada y el ritmo inclinado, sin obsesionarse con la pista de baile pero tampoco sin perderla de vista. bRUNA, al que hace meses que le perdimos la vista –las calles piden nuevo material de manera insistente–, muestra una reorientación de su sonido hacia beats más uptempo, pero sin perder ese encanto melódico, casi infantil, que le hace distinto a tantos otros productores que ocultan sus sentimientos. Point B, figura de culto en la escena inglesa de electro fino, salda con corrección su remix de “Malagripta”, y Pablo Bolívar lleva “Inicii Skin” a sus habituales terrenos de techno humeante entre el dub berlinés y los paseos cósmicos detroitianos. Pero si un remix sobresale –en dura pugna con el de bRUNA– es el de Gros para “New World Order”: beats más deslizantes (más Orbital) que en la versión original (que era más Plaid) y una sensación de viaje mental como se tenía en la mejor época de la ciberdelia. Poco a poco y con buena letra, está demostrado, es la mejor manera de llegar lejos. Lapsus apunta en esa dirección.

Javier Blánquez

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar