Static On The Wire Ep Static On The Wire Ep

EPs

Holy Ghost! Holy Ghost!Static On The Wire Ep

8 / 10

Static On The Wire Ep Holy Ghost! DFA (dfa2257, 12” + digital)

De las más recientes incorporaciones al catálogo de DFA –por recientes queremos decir las del último par o tres de años, jóvenes en comparación con la vieja guardia de The Juan MacLean, LCD Soundsystem o Gavin Russom–, la de Holy Ghost quizá sea la que ha provocado menos agitación entre las masas de la nación dance. Son tan abiertamente revivalistas como Hercules & Love Affaire, Shit Robot o Still Going, con sus raíces profundamente hundidas en la tierra de la disco music neoyorquina y el proto-house de principios los 80, pero no han tenido aún un “Spaghetti Circus” en su hoja de servicios que desencadene un alud de entusiasmo. Tampoco parece estar arrasando este “Static On The Wire Ep” –y eso que lleva en circulación desde hace un mes–, y la explicación sólo puede ser una: quizá va siendo el momento de dejar de rescatar la memoria del primer Arthur Baker y el Larry Levan de su momento de esplendor; habría, quizá, de dejar de hacer canciones que pudieran sonar en clubes como Roxy o Paradise Garage y darse cuenta de que el público actual no quiere vivir por siempre en el pasado. Y, sin embargo, hay que advertir de que las cuatro composiciones que aparecen aquí son de una admirable perfección formal, tan respetuosas con el viejo hedonismo del downtown de Manhattan (tan calcadas) que deberían condecorarse como el último –aunque no sea el último, eso seguro– momento con chispa del revival disco. “Static On The Wire”, con John MacLean a la guitarra, entra en territorio Cameo o Hall & Oates –del mismo modo en que, con sintetizadores refinados y armonía light, lo hace “Say My Name”–, mientras que “I Will Come Back” se acerca a la adorable ingenuidad del italodisco y la pieza final, “I Know I Hear”, al embriagador caos de ritmo de Konk y otras formaciones mutant disco de la época. La producción es perfeccionista y limpia como un gato, no suena abiertamente mimética, y por ahí tienen Holy Ghost! una escapatoria para conectar con la actualidad. En definitiva, si se le permite a Grovesnor y a Young Empires, a Nick y a Alex con más razón todavía.

Richard Ellmann

Holy Ghost!- Static On the Wire by MusicinHartford

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar