Inna Daze / Won’t Hurt Inna Daze / Won’t Hurt

EPs

Pangaea PangaeaInna Daze / Won’t Hurt

7 / 10

Pangaea  Inna Daze / Won’t Hurt HESSLE AUDIO (HES017, 12”)

En los lanzamientos anteriores de Pangaea no había bocinas. Sí que había voces en la lejanía y capas de sonidos tenues que recordaban a lo que había estado haciendo Burial, y un poco más tarde comenzó a descender hacia las profundidades del house para sacar una textura casi espiritual de la música de baile. Pangaea, a quien también se conoce como Kevin McAuley o como co-propietario del sello Hessle Audio junto con Ben UFO y Pearson Sound, es básicamente eso: un explorador. No creo que se le pueda atribuir un sonido o un estilo fijo –aunque es evidente que el sonido siempre es lento y sin excitaciones, y el estilo próximo al dubstep y todas sus mutaciones–, pero lo que se mantiene constante siempre es una sensación de movimiento desorientado buscando algo nuevo continuamente. Por eso, cuando se le identifica como un simple imitador de Burial me jode, porque no es así. Quizá en el primer y el segundo 12”, pero luego ya no.

Dicho esto, “Inna Daze” comienza con sonidos de bocinas, como una versión en lento de las mutaciones rave del sello Night Slugs. El resto de matices del track no son ni mucho menos sorprendentes, pero sí están localizados de la manera oportuna: bajos retumbantes, esas voces que se quejan a diez kilómetros, la cadencia nerviosa del bajo que, en la cara B, se multiplica en fiereza. “Won’t Hurt” es casi un tema wobble, justo cuando el wobble ya no está de moda, y es casi también un tema funky, por la percusión uptempo y cortada, pero todo arreglado con una melodía de terror que podría haber sido escrita por Bernard Herrmann y que le da un toque final tremebundo. En definitiva, Pangaea mantiene su viaje y mantiene el nivel.

Claude T. Hill

Inna Daze by pangaea Won't Hurt by pangaea

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar