Endless Path EP Endless Path EP

EPs

Babe Rainbow Babe RainbowEndless Path EP

8 / 10

Babe Rainbow  Endless Path EP WARP (WAP317, 12” + digital)

No puedo más que preguntarme de dónde viene exactamente Babe Rainbow. ¿Del hip hop? Sin duda, hay beats en la mayoría de sus cortes, e incluso el comienzo de este 12”, “It’s All Happening”, podría pasar como base para un remix expresionista de un tema de Jurassic 5 –lo digo, básicamente, por la flauta que suena escondiéndose entre la percusión lenta y el adorno ambiental misterioso–. Pero el conjunto de este “Endless Path EP”, como ya ocurriera el año pasado con el equivalente “Shaved EP” (Warp, 2010), no es precisamente urbano. Un b-boy rechazaría este tipo de material a menos que, oh coincidencia, fuera Clams Casino, un beatmaker que tampoco desprecia el uso de texturas forestales, la influencia del dubstep y lo esotérico en sus producciones, y con estas referencias, poco a poco, vamos comprendiendo un poco mejor quién es, qué hace y a dónde va este mmúsico del que poco se sabe aparte de su residencia, Vancouver, en el frío oeste de Canadá, y de su nombre, Cameron Reed.

Hay dos tendencias en el 12”: están los cortes comandados por el ritmo ( “Set Loose” es una desviación downtempo por un sendero mágico del bosque que conduce, no a un castillo habitado por fantasmas, sino a una resplandeciente cascada; invade con luz, no con oscuridad), pero sobre todo están los cortes dominados por los tonos sombríos y el esoterismo. En Babe Rainbow hay una conexión de hermandad evidente con el witch house en la línea del sello Tri Angle Records o los momentos de Salem en los que hay menos truculencia (pienso en “Greed”, con la aportación vocal crunk de Yung Clova), y es en esa zona de imprecisión entre el rap, ambient fantasmal y beats heredados del dubstep donde hay tanta cancha para el eco y el espacio, donde Reed se mueve con soltura. Y no hace falta que los títulos den una sensación de presencia de la magia – “The Spill”– o el dolor – “Choke”, “Chains”–: el EP está lo suficientemente encantado como para atraer a su círculo a todas las criaturas sensibles de la noche.

Ronald Fritze

“It’s All Happening”

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar