Zammuto Zammuto

Álbumes

Zammuto ZammutoZammuto

7.8 / 10

Tras tirarse una década de su vida grabando junto a Paul de Jong, Nick Zammuto retoma la carrera en solitario que dejó varada en el puerto de Solutiore Of Stareau: Disc One” allá por 2001. Atrás queda el recuerdo de aquel triple catálogo de glitch y también las cuatro obras maestras de los hoy extintos The Books, una de las entidades más fascinantes y vanguardistas de la contemporánea reciente. Pero Zammuto sabe que el mundo le necesita y acude rápidamente en ayuda de sus fans entregando esto. Un álbum homónimo en el que parece querer rejuvenecer como músico. Un álbum cuyo tono escurridizo y deslenguado contrasta fuertemente con la figura que tenemos del Zammuto actual: la de un hombre que cultiva hortalizas junto a su mujer y sus tres hijos en la cabaña de Vermont que ellos mismos construyeron. Y es que, aparcando el cariz new age que asomaba en algunos pliegues del mayestático The Way Out, “Zammuto” se presenta como su antítesis, un disco exfoliante y juguetón que enfatiza el ansia creativa más punzante de su autor y que viene a recordarnos que, intelectualmente, estamos ante una de esas personalidades que nunca dejan de expandirse en múltiples direcciones.

Un dato clave que subraya esa revitalización de su figura es que el proyecto viene firmado no sólo por él, sino por una banda a la que ha puesto en marcha específicamente para esto. Lógicamente, siguen existiendo miles de conexiones estéticas con The Books, millones, pero, aún teniendo en cuenta la fisicidad de que hacían gala los autores de “The Lemon Of Pink” en sus conciertos, aquí la logística es otra y la coordinación una bien diferente. El hecho de trabajar como un equipo mayor hace que se piense en la traslación al directo antes de lo que lo hacía el dúo. Y de ahí deducimos que lo que se busca implementar, más que folk sin pestañas y sintaxis a partir de samples (aunque siga utilizando perlas localizadas en cubetas remotas, como esa grabación teatral de un instituto declamada por un cangrejo y titulada “Crabbing”), es otra cosa. Aquí se tiende hacia unas mecánicas musicales que huyen de la virtualidad digital para enlazar con aspectos de, por ejemplo, el lab-rock de Battles. En otras palabras: si The Books eran la mente, Zammuto a solas vendría a ser el cuerpo.

Nuestro hombre ha declarado que lo pretendido junto a su nueva banda era centrarse en la organicidad de los elementos, y no podía haber entregado un álbum más acorde con dicho planteamiento. Todo aquí fluye y rebota cargado de vida. Hay varias secciones grabadas con autotune pero no suenan frígidas. Hay órganos locos pero parecen reírse a carcajadas de la indietrónica. Hay infinidad de trémolos y epilépticas guitarras pero, más que temblar, las sacudidas parecen propias de sus sistemas motores. Todo parece hecho de un metacrilato irrompible, pero de pronto estalla en mil pedazos como si chocase contra una baldosa del suelo. La abstracción, en vez de dejarla volar tan alto como en The Books, se ata más en corto y, tras algunas escuchas, acaba por sedimentar un inagotable fluir de ideas que al principio sólo es posible cazar al vuelo. La imaginación de Zammuto, tal como ha ocurrido literalmente en su vida real, parece haber pasado de los trabajos de química a los de carpintería. Y los contrarios con que tanto le gusta jugar (sabiduría/absurdo, complicación/serenidad) continúan ardiendo al rojo vivo. De nuevo, admirable.

¿Te ha gustado este contenido?...

También te gustará

aplec

San Miguel

Caracoles intentan escapar de una olla hirviendo con mochilas y paracaídas

¿Cómo vive el caracol la fiesta? ¿Y si de pronto decidieran escapar de la olla?

leer más
silla

Lacoste

El hombre que necesitaba sentarse a dos metros sobre el suelo

Toda la vida se había sentado un peldaño por encima de los demás.

leer más
George Price

Historias

El científico indigente que murió por investigar los orígenes de la bondad

¿Existe el verdadero altruismo o actuamos siempre movidos por un interés egoista?

leer más
igor

Actualidad

9 motivos para no echar de menos la juventud

La juventud pasó, pero su recuerdo sigue tan vivo como una cicatriz.

leer más
sgseh

Noticias

Así es crecer en Twin Peaks en la vida real

Así es crecer en Twin Peak.

leer más
apocalipsis

Ficciones

Por qué la vida en pareja se parece a un apocalipsis zombie

¿Podrá un apocalipsis zombie reconciliar a dos corazones rotos?

leer más
ducha

Historias

19 pensamientos de ducha cuya lógica aplastante te dejará KO

A primera vista parecen tonterías, pero gozan de una lógica aplastante y pueden dar lugar a grandes ideas.

leer más
Heysel 85-15

Actualidad

Aquel día, el infierno se hizo estadio de fútbol

Bruselas, 29 de mayo de 1985: Juventus vs Liverpool.

leer más

cerrar
cerrar