Yr Fifteen Minutes Are Up Yr Fifteen Minutes Are Up

Álbumes

Cardopusher CardopusherYr Fifteen Minutes Are Up

7.1 / 10

Cardopusher  Yr Fifteen Minutes Are Up

TIGERBEAT6

Desde su colaboración, vía remix, con Quarta330 en Hyperdub, y de esto ya hace unos cuantos años, Luis Garbán, más conocido como Cardopusher, ha estado dando vueltas alrededor del radar de los aficionados al dubstep y la música bass, y aún más desde que decidió mudarse de su nativa Venezuela a Barcelona. En “Yr Fifteen Minutes Are Up”, su tercer álbum, el productor con rastas ha cambiado los riddims de sus trabajos previos, inductores al terror y el rechinar de dientes, por unos ritmos más sexys, lentos y profundos. El resultado es altamente satisfactorio, e incluso con el potencial de gustar a un público más amplio del que ya tiene.

Este nuevo álbum en el sello Tigerbeat6 de Kid606 parece extraer casi toda su inspiración de las características más obivas del UK Funky y de las mutaciones house que han estado infiltrándose en épocas recientes en el escenario de la bass music (a falta de un nombre mejor para calificarla). Es algo que se hace evidente en cortes como “Antisharkz”, “Yr Fifteen Minutes Are Up” y “Coppertoned Punch”, tres piezas que están entre los momentos decisivos del disco y que no desentonarían en ningún programa de radio de Rinse FM o en una sesión de Kode9. Las percusiones son de una rítmica infecciosa, el bajo es profundísimo y te empuja a la pista, y lo más importante de todo es que Cardopusher logra mantener una amplia variedad entre los temas para que la atención del oyente no se disperse ni siquiera fuera de la pista de baile. “Coppertoned Punch” es, probablemente, el ejemplo más nítido de todo esto: con toda seguridad, será alimento para muchos DJs en lo que queda de este año.

Eso sí, no te confundas, “Yr Fifteen Minutes Are Up” es mucho más que un simple álbum de club con inclinaciones hacia el UK Funky o las últimas mutaciones del house y la bass music. Cardopusher lleva las cosas un poco más lejos con una variedad añadida de cadencias. Por ejemplo, “Naked In Front Of A Broken Computer” no es sólo el mejor título que vas a encontrar este año, sino una jam que rebota a ritmos de hip hop y que encaja a la perfección en esta nueva escuela de beatz, como también lo hace “Tuff Titty Rap”, otro título asombroso para una exploración instrumental del hip hop.

Luego está “We Want Ca$h”, en la que participa el MC Sensational echándole el aliento al micro en lo que es la pieza más directamente rap de todo el lote. La producción es muy buena, el problema es que, siendo el álbum (casi) completamente instrumental el tema vocal queda algo fuera de lugar. Pero dicho esto, “Nice Up”, en la que colabora Juakali, causa una impresión mucho mejor y más poderosa, aunque conociendo su currículum, no es ninguna sorpresa.

“Yr Fifteen Minutes Are Up” no es únicamente el álbum más accesible de Cardopusher hasta ahora, sino que también es un muestrario de las habilidades de un productor que se siente tan cómodo haciendo temas para el club como viajes para perderse en los auriculares. Y mientras el conjunto de temas acaba sufriendo un poco por los cambios de velocidades y estilos, sigue siendo una escucha increiblemente provechosa con un montón de momentos memorables tanto si eres DJ como si quieres escucharlo en tu casa. De lo que es más indicativo, al final de todo, es de que este hombre tiene un potencial de futuro brutal. ¡A por él!

Laurent Fintoni

Cardopusher-Naked In Front Of A Broken Computer by cardopusher

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar