The Syncopated Elevators Legacy The Syncopated Elevators Legacy

Álbumes

Cédric Stevens Cédric StevensThe Syncopated Elevators Legacy

7.7 / 10

Es la primera vez que el belga Cédric Stevens graba con su nombre verdadero. Desde hace casi 20 lo ha venido haciendo con alias, el primero de todos Acid Kirk –nombre que disfrutó de bastante popularidad en los días inaugurales de la escena rave más cerebral, cuando empezaban a consagrarse productores como Aphex Twin, Luke Vibert o Mike Dred– y más adelante, sobre todo, como Syncopated Elevators Legacy (S.E.L.), que fue en su carrera un giro drástico a partir del cual (casi) abandonó el hardcore, el acid, la irritación bailable y se pasó al otro lado del mal rollo, elaborando un ambient oscuro, de poso jazz, enfocado hacia la composición de bandas sonoras, del que posteriormente han bebido proyectos como el Kilimanjaro Darkjazz Ensemble, Anduin o Böhren and Der Club Of Gore: música sigilosa y atonal, con una ligera distorsión, hurgando siempre en zonas incómodas, creando una molesta sensación de desasosiego. No hace mucho, Stevens rescató el alias Acid Kirk –tras tenerlo casi diez años parado– con un 12” que planchó el sello belga Wémè ( “Out Of The Blew EP”), en lo que quizá sea una reactivación de su vertiente más sulfúrica–, pero si hay reactivación no es unidireccional, pues “The Syncopated Elevators Legacy” viene a reclamar también un poco de atención hacia su obra ambient.

Este vinilo reúne algunas de las mejores composiciones de Stevens como S.E.L., con fechas dispuestas entre 1997 y 2005, sesiones de improvisación a partir de sintetizador analógico y, ocasionalmente, también piano, en las que la música discurre de manera ligera, pero envenenando el aire a su paso: la estructura es muy freeform –no olvidemos que el jazz es el punto de partida para este rincón de la obra de Stevens–, y deja más momentos de desazón que de tranquilidad, amoldándose a la perfección a los requisitos de ese ambient oscuro que nace de la corriente aislacionista post-Coil y recala, en los últimos años, en muchos lanzamientos del sello Type Records. Planchado en vinilo, da la impresión de que el efecto distorsionador es menor y más fragmentado –que se levante la aguja y la música se detenga, al menos una vez, se puede entender como el gesto de sacar la cabeza del agua y respirar–, pero aún así el disco deja un rastro de mal cuerpo que se complementa con el segundo disco, éste todo de material nuevo en el que algunos nombres importantes de la escena experimental de los últimos años presentan sus respetos a Cédric Stevens.

El primero, Fennesz, que convierte “Between The Battle And The Sheet” en una de sus propias manifestaciones de amor y disgusto analógico, rociando de clicks y tratamientos rugosos la ya de por sí pedregosa base ambiental del original –como el atardecer en su “Endless Summer” o “Venice”, cuando la oscuridad se empieza a imponer a la luz–. El remix de Sylvain Chauveau es breve y dislocado, se aprovecha de las notas de piano de “Siam Electric Skyline” para transitar entre la fragilidad y el asco, algo que retoman My Cat Is An Alien en “The Siamese Level”, intensificando el aspecto improvisado de la pieza. Burning Star Core también abundan en el dark ambient en “Disguised Telescopes On Their Way To Planet Bottle”, pero Motion Sickness Of Time Travel consigue todo lo contrario: que su lectura de “The Siamese Level” se suspenda en el aire, ingrávida, bella, con ese trasfondo dreamy que aplica Rachel Evans a todo lo que hace. Para acabar, el maestro Leyland Kirby, que arrastra una nota por una superficie rasposa y, aún así, consigue que suene elevadora, mágica, como si fuera un rayo llegado del cielo para iluminar un momento en el que toda esperanza parece perdida. Yonquis del ambient, tenedlo claro: este es un disco que hay que cazar a toda costa.

¿Te ha gustado este contenido?...

También te gustará

Dont Pretend

Actualidad

Así suena el presente: un repaso diario a las canciones más frescas del momento

Nuevas savias musicales que no merecen pasar desapercibidas.

leer más
rutina

Historias

Maldita sea, tu vida es un gif

La rutina tienes eso, que es repetitiva.

leer más
nipple

Actualidad

Free The Nipple, la película contra la censura que será censurada

“Esta película no va sobre topless, sino sobre la igualdad".

leer más
polaroid vintage

Actualidad

El año que viene llevarás una Polaroid en el bolsillo

Estará a la venta a principios de 2015 por 79 euros

leer más
Turbofolk

Actualidad

Turbofolk: pop y diversidad sexual en los Balcanes

La música favorita del ultranacionalismo serbio es hoy espacio de lucha por conquistas de género

leer más
martin eder

Actualidad

Martin Eder, el pintor que corrompió el óleo

Eder reúne lo clásico y lo kitsch, lo realista y lo surrealista, lo ideal y lo terrenal.

leer más
Sascha Braunig

Actualidad

8 discos jugosos que no puedes pasar por alto

Hay música con chicha por todas partes. Para que no pierdas el ritmo de la actualidad, te destapamos un puñado de discos sabrosos que vale la pena ...

leer más
luna

Actualidad

Este crowdfunding te permite reservar una plaza en la luna

Las recompensas mezclan la ciencia espacial con la fantasía popular propia de películas de ciencia ficción.

leer más

cerrar
cerrar