Split #19 Split #19

Álbumes

Kemialliset Ystävät / Sunroof! Kemialliset Ystävät / Sunroof!Split #19

7.5 / 10

Kemialliset Ystävät / Sunroof!

FAT CAT

La entrega número diecinueve de las Split Series del sello del gato gordo reúne en un mismo 12” a dos veteranos agentes del underground europeo más experimental: Kemialliset Ystävät y Sunroof!, vehículos “musicales” de contornos siempre difusos conducidos hacia quién sabe dónde en qué momento -buena parte de su atractivo reside en su condición imprevisible- por las sensibilidades aventureras e individualistas de Jan Anderzén (y amigos) y Matthew Bower.

Las cinco aportaciones de Kemialliset Ystävät siguen la senda de aquel impresionante disco homónimo que entregaran a través de Fonal en 2007. La suya es una forma de experimentación libre nada sesuda, que parece tener que ver más con la intuición primaria que con cualquier tipo de reflexión intelectual. Folk de regusto ancestral, drone, acusmática, electrónica irreverente, exótica orientalista, nueva psicodelia, outer-rock... todo cabe en las exploraciones sónicas de los “amigos químicos” finlandeses. “Taivaassa on loivemmat mäet” comienza sonando en terrenos no demasiado alejados de la fanfarria tropicalista de El Guincho o Animal Collective, para atreverse después a enfrentar marimbas de regusto africano con voces de opera chinesca. “Hyvällisen tähdellistä” es pura cacofonía, una collage sonoro tenso y neurótico que bien podría resultar de acelerar cien veces la reproducción de un vídeo grabado en el interior de un atestado salón de juegos recreativos lleno de pequeños ludópatas adictos a la anfetamina. "Yöllä tulen ja raapasen tulen karvoihin!” discurrre por terrenos más naturales, enfrentando voces de intención feista con sonidos que parecen los de un reclamo de patos hasta que todo se transforma en cuestión de pocos segundos en un extraño e hipnótico número de weird-folk ceremonial que puntúa alto en el ranking de mejores momentos del disco. “Pirtua raamatun kansissa” es una revuelta de cascabeles, pulseras, darbukas y guitarras desafinadas que corretean de un lado a otro del campo estéreo entre voces que pueden recordar a los primeros CAN en negativo. “Tässä maassa kun näin makailen” es la pieza más compleja y cambiante del lote, pudiendo evocar su maraña sónica según el humor y el momento a una orquesta de indie-jazz a lo Tribe Records, al groove cósmico del Sun Ra más extraterrestre, a la electrónica cargada de dub y exotica de los Mouse On Mars era “Iahora Tahiti” o al drone-folk (aquí con punto medieval) de Vibracathedral Orchestra.

La mitad que firma Sunroof! resulta mucho menos intrigante. Interesantes intenciones de agresión aural en clave de noise-drone maximalista (con mucho grano y mucho matiz) a la que uno le ve mucho más sentido en directo (que lo note todo el cuerpo) que en disco. En resumen, un 12” cargado de música díficil, caprichosa, obsesiva, libérrima y por momentos (los que vienen de más al norte) fascinante. Si eres de los que creen que las palabras caos, abstracción, disonancia y belleza casan bien en la misma frase, prueba con esto.

Luis M. Rguez

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar