Sob Story Sob Story

Álbumes

Spectrals SpectralsSob Story

7.5 / 10

Spectrals es el alias de Louis Jones, oriundo de Yorkshire, forofo culé empedernido y con un look de freakazo que podría pasar por ser el de un secundario de una película con Michael Cera. En 2009 empezó en la música y rápidamente publicó una serie de singles y EPs que vieron la luz en sellos como Captured Tracks. De hecho, la discográfica de Brooklyn iba a ser la encargada de lanzar al mercado su álbum de debut, “Bad Penny”, pero las cosas se torcieron y finalmente acabó recalando en Wichita y Slumberland Records. Ese primer álbum exhibía un buen puñado de influencias, pues se movía con soltura entre las décadas de los 50 y los 60. Jones se convirtió así en un excelente crooner del siglo XXI que cantaba con mucho brío temas de amor y desamor dedicados a su novia, con la que se viene relacionando desde el instituto. Tuvo un éxito relativo con dicho trabajo, pero Bethany Cosentino (Best Coast), en un ataque de pasión, dijo de Spectrals que era “la mejor banda del mundo”. Ni mucho menos lo es, pero sí nos deparó grandes momentos. Ahora, tan sólo dos años después, llega el momento de lanzar su segundo álbum, “Sob Story”, en el que operan varios cambios. Ahora su hermano, Will, es batería fijo, y la banda la completa una serie de músicos itinerantes que le han acompañado en las últimas giras junto a grupos como Best Coast, Cults, Real Estate y Girls. Fruto de compartir carretera con estos últimos es que ahora sea Chet “JR” White, ex bajista de Girls, quien produzca este disco. Él se ha encargado de acabar lo que empezó el productor Richard Formby con la ópera prima. Gracias a la confianza que ha ganado en los últimos años Jones, ahora todo suena más nítido, incluida su voz, que sobresale de la mezcla alta y clara, huyendo de la coartada lo-fi de sus inicios.

Como ocurre con Girls, Spectrals no le hacen ascos a absolutamente ningún sonido, y esto tiene como resultado que “Sob Story” sea uno de los discos más variados que te puedes echar a los oídos ahora mismo. Todo lo que no tiene de original lo tiene de refrescante. Se nota la mano de “JR” en piezas como “Let Me Cave In” (si hasta Louis Jones parece Christopher Owens), que abre el disco con una inmaculada sección rítmica. Puro rock ‘n’ roll sobre una relación que se va a pique ( “At some point I will have to grow… Within a year if I don’t have enough for a wedding ring, let me cave in.”). “A Heartbeat Behind”, por su parte, es una divertida mezcla entre rockabilly y country y “Limousine” anda cerca con ese rock de aires de Americana que se gasta. Una delicia. Pero la que más sorprende de todas es, sin duda, “Milky Way”, con un tempo más acelerado, entre el punk y la psicodelia con esas deliciosas distorsiones, algo así como una mezcla perfecta entre Tame Impala y Arctic Monkeys. No se queda corta esa “Karaoke” de ritmos funk. Pero no todo son números animados, pues la pieza titular es una baladón de sabor añejo en la que un solo de guitarra maravilla como en las mejores composiciones de Girls. Hay también algún que otro tropezón como “Friend Zone”, que de tan despojada se hace algo insulsa, pero la buena secuenciación del álbum hace que nos olvidemos rápidamente de ella y nos enamoremos de los guitarrazos jangle de “Something To Cry About”. Tampoco desentona la nueva versión de “Keep Your Magic Out Of My House”, recuperada del split que sacaron hace tres años con Fair Ohs. Buen número para calzarse las botas de cowboy.

“Sob Story” es un álbum notablemente superior al debut, en el sentido de que está mejor producido y que parece fruto de una mayor colaboración entre sus miembros. De hecho, sabemos que hasta Chet “JR” White se atrevió a tocar el bajo. Es un importante salto adelante, aunque mucho nos tememos que seguirán conformando la letra pequeña de los festivales. Como ocurrió hace unos meses con Best Coast, que en su segundo disco hayan vuelto a abusar de la temática del amor es algo que ha jugado ligeramente en su contra. Porque todo lo que tienen de variados musicalmente, lo pierden en unas letras no excesivamente inspiradas. Pero nadie les quitará que son entretenidos como pocos y muy agradables para esta época del año.

Escúchalo en Google Play

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar