Sleater-Kinney - No Cities To Love Sleater-Kinney - No Cities To Love

Álbumes

Sleater-Kinney - No Cities To Love

8.0 / 10

“Sonamos poseídas en estas canciones, dispuestas a todo, el peso entero de la banda y de lo que significa para nosotras, vuelve de nuevo” (Carrie Brownstein).

Tras ocho años de silencio, en los que la banda llegó a estar ‘de facto’ separada, vuelven las voces feministas más visibles dentro del indie-rock post-riot grrrl. Sleater-Kinney llevaban desde 2012 trabajando secretamente en su octavo álbum, gestando una nueva aproximación a la ideología de la banda, dejando que su creatividad respirase y madurando las piezas que las van a propulsar de nuevo sobre los escenarios. Han tenido tiempo para sentarse a debatir, decidir, ensayar y trabajar las nuevas canciones, fuera del circulo vicioso de girar y editar discos en el que estuvieron enclaustradas desde sus inicios hasta el verano de 2006, cuando las tres patas de la formación decidieron escindirse y probar caminos distintos.

Pero, ¿debían regresar? Janet Weiss es contundente al respecto: “No teníamos razones para no hacerlo”. A pesar de que ella misma ha estado participando como batería en bandas como The Shins, Quasi y Stephen Malkmus And The Jicks, de que Corin Tucker ha bordado su propio proyecto con The Corin Tucker Band, y de que Carrie Brownstein, el personaje más público de los tres, ha liderado la formación Wild Flag (junto a Weiss) y trabaja como guionista y actriz de la exitosa serie Portlandia, de la que también es cocreadora, su corazón seguía estando con Sleater-Kinney. Pero ante todo, quieren dejar claro que no se trata de una reunión, sino de una continuación del trabajo que iniciaron en 1994. Por eso mismo han elegido al productor John Goodmanson, el mismo que participó en sus anteriores discos Call the Doctor (Chainsaw, 1996), Dig Me Out (Kill Rock Stars, 1997), All Hands on the Bad One (Kill Rock Stars, 2000) y One Beat (Kill Rock Stars, 2002).

No Cities To Love es una refutación del vivir en la nostalgia. Con el temor de estancarse en los recuerdos de sus años dorados (literalmente, lo cantan en el primer sencillo, Bury Our Friends) y con mucha rabia y protestas rebosando de sus bolsillos, demuestran que aún hay mucho por lo que levantarse. Aunque ahora aflora el pop en sus melodías, la lírica es igual de agresiva y contundente. Prueba de su indignación son las recientes palabras de Carrie, que se declaraba harta de que las malas conductas se beneficien de las masas silenciosas y aludía al nuevo posicionamiento de la banda, plasmado en el título No Cities To Love: “Ahora, el poder se relaciona más con la seguridad y la quietud, hay darse cuenta de que las infraestructuras que tenemos alrededor son las cosas menos potentes que hay”.

Price Tag es una visión pesadillesca de la esclavitud laboral, Gimme Love o Fangless son himnos para que dejemos de sentirnos insignificantes. Y que no nos despisten las melodías vocales de aproximación pop de No Cities to Love o Hey Darling, porque Fade, la guinda final, contiene esa r udeza oscuramente energética y revivificante de siempre, ahora tocada con la maestría de músicos que llevan años de carrera. A modo de resumen de su momento, en Bury Our Friends cantan: “Hoy estoy cosida y remendada, como una muñeca a la que pensaste que podías tirar, pero he encontrado mis piernas”.

¿Son aún la misma banda? Siguen siendo mujeres hablándonos a nosotras, a otras mujeres, reivindicando el poderío de nuestro género a través de sus canciones. Sleater-Kinney siguen destilando la esencia del riot grrrl iniciado por Bikini Kill, Heaven To Betsy y Bratmobile en la Olympia de los 90. Ese paso que abrió el camino a la igualdad de consideración de la mujer en el sector cultural underground. Independientemente de la valoración musical que se pueda hacer del disco, es un honor poder hablar de una banda de féminas y decir que lo han conseguido; que cada vez somos más relevantes en un sector inicialmente reservado al sexo masculino. ¡Bravo por ellas! Y bravo también por nosotras. Debemos atrevernos.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar