Night Light Night Light

Álbumes

Au Revoir Simone Au Revoir SimoneNight Light

7.4 / 10

Au Revoir Simone  Night Light MOSHI MOSHI RECORDS

Desde que estas tres muñecas de porcelana llamadas Au Revoir Simone le vienen sacando brillo a sus cuerdas vocales –todo comenzó allá por 2005–, el dream-pop tiene un nombre valioso y duradero en el que sostenerse. El año pasado, las neoyorquinas presentaron “Still Night, Still Light”, un segundo LP que resultó de lo más sugerente dada su cristalina naturaleza, y que no decepcionó a excepción de una minoría localizada y sin argumentos. Pero antes de embarcarse en la siempre temida prueba de fuego del tercer largo –no sabemos si obligadas por su discográfica–, Au Revoir Simone dejan que varios artistas de rabiosa actualidad –entre ellos Silver Columns, Neon Indian o Aeroplane– practiquen el arte de la remezcla y reinterpreten sus últimas canciones. Eso sí, no se crean que van a encontrarse aquí con beats machacones y veleidades rave. Estas tres mozas recrean espacios sigilosos, de euforia contenida y, lógicamente, buena parte de estas reinterpretaciones siguen partiendo de la misma premisa.

Un claro ejemplo lo encontramos en el máximo exponente del barroquismo sueco, Jens Lekman, que, conducido por el espíritu de Henry Mancini, convierte “Shadows”en el tema principal que cualquier melodrama de época hollywoodiense mataría por incluir en sus títulos de crédito. Igual de inspirada podría considerarse la metamorfosis a la que se ve sometida “All Or Nothing” –una melodía preciosista da paso, de la mano de Jensen Sportag, a algo así como una cara B de Camera Obscura ejecutada por una big band– o “The Last One”, donde Mack Winston (aquí sin sus The Reflections) consigue que eliminemos la versión original de nuestras listas de reproducción y la substituyamos para siempre por su remezcla. Silver Columns, los principales reivindicadores de Jimmy Somerville en pleno 2010, han tenido el dificultoso reto de convertir un tema menor como “We Are Here” en un despreocupado medio tiempo que podría haberse incluido sin remordimientos en su debut, “Yes, And Dance”. Y por si fuera poco, aprovechándose de la sigilosa voz de nuestras homenajeadas, Angel Deradoorian ( Dirty Projectors) trasmuta acertadamente “Only You Can Make Me Happy” en una catarsis hipnótica. Ya sólo por esto vale la pena que cualquier seguidor de la banda le preste un mínimo de atención a “Night Light”.

De todos modos, no todo pueden ser alabanzas. Los londinenses Your Twenties no acaban de conseguir que funcione “Anywhere You Looked”, a pesar del deje tropicalista a ralentí. Y lo mismo ocurre con “Knight Of Wands” según Dam Mantle: aunque se aprovecha de la columna melódica del tema orginal, pierde una ocasión de oro para darle un nuevo vigor (en su lugar, lo recarga de efectos y destruye el timbre de las voces recurriendo a efectos de autotune). Y luego llega la parte bailable. Los dos únicos atisbos de club son los que ofrecen tanto Neon Indian como Aeroplane –a su manera, representantes de la etiqueta glo-fi–, que remezclan por separado la misma pieza, “Another Likely Story”. Los primeros tiran de funk espacial emulando las grandezas de Kavinsky, mientras que los belgas –no sabemos si Stephen Fasano, por aquel entonces, ya había abandonado a Vito de Luca– recuperan la esencia del todavía recordado remix para Friendly Fires ( “Paris”), cerrando así el disco con una remezcla que le debe mucho al “Little Secrets” de Passion Pit. “Night Light” le hace justicia a “Still Night, Still Light”: un jugoso caramel con el que hacer más amena la espera hasta que llegue el tercer álbum de estudio –ojalá sea pronto– de Au Revoir Simone.

Sergio del Amo

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar