Héroe Héroe

Álbumes

Toteking & Shotta Toteking & ShottaHéroe

7.3 / 10

A pesar de lo rudimentario de su música y escritura, “Tu Madre Es Una Foca” (2002) dejó huella, pues presentó en sociedad a dos hermanos entregados a la causa hip hop que ofrecían algo diferente, dos MCs flamígeros a los que se les intuía destinados a liderar la escena rap española. Desde Sevilla, Tote y Shotta marcaban el tempo de un sonido street y una poética postmoderna, plagada de referencias culturales y deportivas, pero no exenta por ello de veneno y espíritu crítico. Cada uno probó suerte en solitario desde aquel álbum de culto: Tote y Shotta supieron labrarse su propio cauce creativo para llenarlo con sendos estilos propios, definiendo dos personalidades diferentes y a la vez complementarias en el micrófono. El camino ha sido triunfante para los dos.

Diez años después de “Tu Madre Es Una Foca”, los dos rappers ya han conseguido afianzarse como pilares de la rima patria y han alicatado a la perfección su posición en solitario. Ahora, en el mejor momento de su carrera como letristas, Tote y Shotta caminan juntos de nuevo para que los fans vuelvan a escuchar un tête à tête fratricida de rimas cortantes y aprecien el salto de calidad que ambos han dado desde su bautismo hasta su actual graduación. En este sentido, “Héroe” no es tanto una celebración nostálgica como un disco de futuro. De futuro porque suena actual, porque está diseñado para excitar paladares de toda suerte –rappers y no tan rappers–, porque deja bien claro que los MCs andaluces quieren expandir su universo musical, lejos de contraerlo para agradar solo a puristas de la gorra, y porque, demonios, es un disco bien ejecutado, bien escrito, bien producido y muy ambicioso.

“Héroe” es hip hop a lo grande. Suena mayestático, moderno, en sintonía con el underground más contemporáneo. Lejos de anquilosarse en cajas y loops graníticos e unidireccionales, los sevillanos optan por acompañarse de productores alimenticios que gustan de explorar. Cookin’ Soul hacen de las suyas con el funk/soul festivo y retro marca de la casa en la divertida “Naaaah, Naaah, Nahhh”. El andaluz Baghira aporta el punto más oscuro en los abundantes cortes en los que participa. Pero lo mejor lo aporta sin duda Griffi, como siempre a años luz de distancia de sus competidores con una amalgama de funk, rock y psicodelia absolutamente irresistible. La pegadiza “Está Todo Bien” y el delirio guitarrero de “No Entiendo Na” (El-P meets Hendrix) son las mejores piezas del joyero, aunque también deja tonelaje de calidad el estadounidense Nottz en “Tienen Soul”, un puñetazo de épica funk que levantaría a un muerto.

Hardcore de calidad ( “Big Guns”), raggajazz infernal con sentimiento ( “Muchas Gracias”), beats cinemáticos cargados de épica ( “Está En Mí”), sonidos de club para mover el cogote ( “Héroe”), el álbum se equilibra en su combinación de sonidos y se adapta como una goma a las libretas de Tote y Shotta. La retórica de los hermanos, llena de guiños biográficos y constantes referencias al cine, la televisión, el deporte y la música, entra mejor que nunca. Y no se olvidan en ningún momento de agitar los cerebros de su parroquia poniendo en solfa la dictadura de la telebasura, la política actual –textos incendiarios en “Mi Política” contra Rajoy–, la hipocresía social, la crisis económica e incluso la dictadura de la delgadez –divertidísima defensa de la grasa en “Gordos”–. Gracias a “Héroe”, la escena ha recuperado el pulso. Ahora solo falta que se publique el disco de Lírico de las catacumbas zaragozanas para que el rap español salga de la UCI definitivamente.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar