Death Of A Pop Star Death Of A Pop Star

Álbumes

David Banner & 9th Wonder David Banner & 9th WonderDeath Of A Pop Star

7.1 / 10

BIG FACE ENTERTAINMENT

Movimiento inteligente el de David Banner. Su alianza con el productor 9th Wonder, uno de los gurús del neo boom bap, primero como gran artífice de los mejores años de Little Brother y, ya en solitario, como uno de los beatmakers más cotizados en la esfera underground ortodoxa, ha significado, ya de entrada, que hayamos olvidado el pobre impacto de su último disco hasta la fecha, aquel sobreproducido, excesivo y torpe “The Greatest History Ever Told” que en cierto modo vino a simbolizar la burbuja creativa y popular del crunk, subgénero que se erosionó con la misma rapidez y potencia con la que estalló mediática y comercialmente a mediados de la década pasada. Se tensó tanto la cuerda, se abusó tanto de la bonanza de la escena, que al final el castillo se derrumbó y dejó con vida y fuerza expresiva sólo a aquellos que fueron capaces de sobreponerse a la crisis; otros vieron cómo su buena racha caía en saco roto, entre ellos el propio Banner o, el caso más flagrante, Lil Jon, ex Rey Midas del reino rap del que hoy no se acuerda ni el tato.

9th Wonder, por su parte, también necesitaba un revulsivo. Su trayectoria no ha perdido enteros ni ha sufrido un revés como el último disco de Banner, pero también es cierto que su más reciente grabación hasta el momento,“Fornever”, evidenciaba signos de estancamiento en su colaboración conjunta con Murs. Interesaba, pues, un nuevo perfil, claramente distinto, para reactivar su sonido y extramotivarle de cara al futuro. Y ahí es donde cobra sentido, trascendencia y valor “Death Of A Pop Star”, álbum breve pero conciso que sorprenderá más al público potencial de Banner que al de Wonder, sobre todo porque –si bien ambos provienen de la zona sureña, el MC de Mississippi, el productor de Carolina del Norte– parece que el rapper ha cedido más terreno propio en su acercamiento creativo junto al ex miembro de Little Brother, que ha sacrificado menos entidad y personalidad en este dueto.

La novedad estriba en la manera en que David Banner, siempre acostumbrado a deslizar su flow entre bounce beats y crunk cazallero, se acopla a una dinámica de boom bap, a las cajas y bombos de toda la vida, a una línea de acción más cuadriculada, más clásica, más indie que dirty. El experimento sale bien, con empuje y argumentos, y consigue que el MC nos parezca incluso cómodo y bien avenido con el cambio de formato. 9th Wonder va a su aire, con un muestrario de ritmos y loops a los que añade instrumentación real –una faceta que le da más empaque orgánico al conjunto– y que no se mueven de su zona de confort, tan sólo derivan hacia feudo más crunk en “The Light”, por ejemplo, que surge como una de las pocas concesiones que el siempre ponderado beatmaker habría hecho a conciencia para los sibaritas del bounce beat. Nada que empañe el resultado, que rinde a un buen nivel en los momentos clave del recorrido.

Al margen de esta eficiente y meritoria cópula musical de dos autores a los que a priori sólo unía y relacionaba su origen geográfico, es justo señalar y recalcar los esfuerzos de David Banner para darle más relevancia y consistencia a sus rimas. Nuestro protagonista nunca ha destacado precisamente por su don con el boli, ni tampoco por el flow con el que exhibía sus intenciones líricas. Pero en “Death Of A Pop Star” se muestra más competitivo y centrado que nunca, volcando sus esfuerzos y ambiciones en la confección de un discurso de fuerte y pronunciado acento político –los efectos del Katrina todavía colean entre la población sureña; la insuficiente gestión socio-política de Obama; el abandono institucional al que siguen teniendo que hacer frente en según qué comunidades– que resulta más convincente y creíble de lo que hubiéramos podido imaginar a priori tratándose de quien se trata. Buen y ejemplar disco de maduración y expansión creativa, “Death Of A Pop Star” satisface todos los objetivos que se planteaba, pero especialmente uno: retar, motivar e ilusionar a sus propios autores.

David Broc

{youtube width="100%" height=273"}mGBl0bADdR0{/youtube}

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar