Cheer Gone Cheer Gone

Álbumes

Euros Childs Euros ChildsCheer Gone

6 / 10

WICHITA / NUEVOS MEDIOS Euros Childs es uno de esos músicos que se pasan la vida componiendo y dándole vueltas a la misma canción. Le cambia el título, la letra, un par de frases y la instrumentación (o a veces ni siquiera eso), y ya está, un nuevo paso en su carrera.Si se conoce alguno de sus discos, escúchese “Her Ways”, “Nineteen Fifties” o la oscura “Farm Hand Murder” de este disco y se entenderá. Estas canciones ya estaban compuestas para “Barafundle” de Gorky’s Zygotic Mynci hace más de diez años.Por supuesto, todo esto es figurado, pero alumbra la explicación de un nuevo disco en el que no hay ningún esfuerzo por avanzar en ninguna dirección en concreto. No hay la alegría placentera e intrascendental de “Chops” ni el expresionismo urbano de “Miracle Inn”, sino tristeza de la que paraliza el cuerpo y la mente. En general, “Cheer Gone” es más-de-lo-mismo pero más triste, más espeso, y hace recordar el denostado estreno en solitario de “Chops” como lo que realmente fue: el momento en el que Euros Childs pudo hacer sombra a este lado del Atlántico a la figura de Adam Green con su desparpajo y su orfebrería al servicio de unas canciones que aunque a ratos supieran a broma de niños inacabada, en general, daba la esperanza de que el espíritu de Gorky’s duraría aún muchos años, y que sólo le quedaba ordenar un poco las herramientas en el estudio.Pero donde antes había sol, ahora hay llovizna. Vale, el nuevo álbum lleva por título, “la alegría se fue”, pero probablemente, es más larga la lista de compositores que son capaces de crear algo bello con su tristeza que con su alegría, y Childs ha perdido la oportunidad con unas canciones producidas por puro trámite, y compuestas con desgana más que con tristeza.No es que sea el fin del mundo para su autor. Mantiene un tono de medianía superior a lo que hay en muchos de los discos de este año, pero hay que buscar rápido a alguien que le alegre la vida, porque “Miracle Inn” ya fue flojo, y aunque “Cheer Gone” tiene una escucha más agradecida, o le salvan la vida al bueno de Euros, o vamos a dejar de prestar atención poco a poco al que, todavía hay que confiar que sea uno de los renovadores del folk galés más originales de las últimas décadas.

Jorge Obón

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar