Blondes Blondes

Álbumes

Blondes BlondesBlondes

8 / 10

Tras debutar en 2010 con “Touched”, un EP que por extensión podría haber sido un álbum, el dúo Blondes presenta ahora su primer trabajo, un disco que, en realidad, Zach Steinman y Sam Haar han venido entregando por fascículos a lo largo de 2011 en forma de singles de vinilo de edición limitada. Y es que en este “Blondes” los dos únicos cortes del todo inéditos son los dos últimos; “Gold” y “Amber”. Cabe entender, pues, que con la edición del disco en doble CD el objetivo de la banda es el de llegar a ese público que se mueve entre los terrenos del indie y la electrónica pero que está poco habituado al consumo de maxis. Bien que hacen. Además, no se olvidan del valor añadido y a los ocho cortes originales les acompaña otro disco con hasta diez remixes de luminarias como Andy Stott, John Roberts, Laurel Halo y Teengirl Fantasy, entre otros.

El volumen se abre con las inspiradísimas “Lover” y “Hater”, y con ellas ya vislumbramos el modo en que ha evolucionado el sonido de los neoyorquinos a lo largo de este último año; enclavado en las mismas coordinadas cósmicas pero considerablemente reforzado en una serie de ideas que les alejan de la estratosfera para acercarlos a la pista (de baile, claro). Así pues, ya en estos primeros cortes nos topamos con unos ritmos más musculosos, unos grooves más envolventes y una estructuras más afiladas que en cualquiera de sus composiciones anteriores. Con el siguiente par de canciones (cabe recordar que el disco, al igual que los maxis, se estructura a partir de conceptos duales y contrapuestos), “Business” y “Pleasure”, descubrimos otro de los giros significativos de la banda, el de abrazar el espíritu del house como punto de partida para enfatizar la pulsión bailable de sus composiciones espirales. Son, sin duda, los dos cortes más enfocados a la pista del pack pero al mismo tiempo siguen manteniendo ese hechizo sideral tan característico del dúo, lo que corrobora su inequívoca personalidad y su más que contrastado savoir faire.

En “Wine” y “Water” nos reencontramos con los Blondes más contemplativos y planeadores, envolviendo la primera con vocales prestadas del pop más gaseoso y fundiendo la ascendencia krautrock y las teclados cristalinos casi-trance en la segunda. Finalmente, las dos composiciones inéditas nos muestran dos caras abiertamente contrapuestas, ya no únicamente en los títulos sino en su sonido; techno denso, sombrío y abrasivo en “Gold” y ambient difuminado, centrifugado y sedante en “Amber”. Observado panorámicamente, el conjunto es un trabajo tan compacto como denso, cuya voluptuosidad puede convertir su digestión del tirón en algo dificultoso pero que, abordado con medida, vuelve a confirmar a Blondes como uno de los grandes baluartes del neo-cosmic contemporáneo.

El disco de remixes ofrece, como suele ocurrir en estos casos, resultados dispares. Entre los más destacables se encuentran el de un John Roberts más experimental y cerebral que nunca, la viscosidad y palpitación maquinal del de Andy Stott, la chispeante y colorista reconstrucción de Teengirl Fantasy, la transformación de “Gold” en una argamasa sonora de texturas arcillosas, melodías desmembradas y cierto poso dub por parte de Laurel Halo o la revisión en clave cósmico-pastoral de Rene Hell. Mención aparte merece el mayestático refix de “Water” a cargo del dúo Bicep. Poniendo el espíritu house del que hablábamos con anterioridad en primer plano, los de Belfast entregan un corte de espíritu clásico y proyección eterna que es una verdadera oda al poder místico de la música de baile. De largo, el más inspirado del conjunto.

¿Te ha gustado este contenido?...

También te gustará

Oscar García Sierra

Actualidad

"Odio a Cortázar con todo mi estómago"

Si en vez de García Sierra sus apellidos sonaran un poco más yanquis, lo más probable es que Óscar fuera el nuevo Ben Brooks.

leer más
varoufucker

Actualidad

V de Varoufucker: el arma secreta griega para fundirse a los alemanes

El programa Neo Magazin Royale ha dedicado un sketch viral a Yanis Varoufakis y la guerra greco-alemana contra la deuda y la austeridad.

leer más
Leelah Alcorn

Actualidad

La muerte de Leelah Alcorn no será en vano

Juegos sencillos pero cargados de significado. Juegos que salvan vidas.

leer más
top pakistan

Historias

Para estas mujeres, enamorarse es un crimen y morir es un deber

Khalida Brohi explica cómo convirtió la costura en un arma de liberación para las mujeres pakistaníes.

leer más
plus

Reportajes

Mi generación hace cosas muy raras

¿Qué significa tener 20 años en España? Eso me pregunté durante los 5 días que pasé inmersa en la cultura joven de nuestro país y nuestro idioma, ...

leer más
Yeyei Gomez - Naufragio Universal

Historias

Reflejos de una realidad podrida

Verdades simples que llaman a tareas complejas.

leer más
Horror Podcast

Reportajes

El placer incomparable de morir de miedo: una mirada al nuevo terror que habita en internet

Porque el hombre, en realidad, no sabría vivir sin miedos.

leer más
socrates

Actualidad

Política, fútbol y rock and roll: el equipo que ayudó a derrocar una dictadura

Los jugadores pasaron a ser ciudadanos al democratizar su trabajo. Otro fútbol era posible

leer más

cerrar
cerrar