Adolescent Funk Adolescent Funk

Álbumes

DâM-FunK DâM-FunKAdolescent Funk

7.5 / 10

DâM-FunK Adolescent Funk STONES THROW

DâM-FunK es algo así como el Karl Lagerfeld del funk sintetizado, o al menos eso es lo que se puede deducir si le echamos un vistazo a la portada de este “Adolescent Funk”, compilación de temas fechados entre 1988 y 1992 y avalados por un fotón de la época. Con los años, Damon G. Roddick –así es como conocen a Dam en su Pasadena natal–, ha levantado una imagen que es diez sobre diez a ojos de los iconoclastas del género. Sus gafas XL parecen mantenerle en formol, como si fuera un Jesucristo del funk moderno. Buena parte de esta lagerfelización reside también en su sonido, una genialidad por fin resuelta con un final feliz, ya que el boogie plasticoso de DâM-FunK no ha sido hasta hace pocos años que ha conseguido levantar el vuelo y encontrar un público.

Que “Adolescent Funk” salga justo ahora a la luz no es más que otra de esas obras de caridad que Peanut Butter Wolf viene haciendo por la música. Al parecer, fue el mismísimo capo de Stones Throw quien rescató estas 14 joyas grabadas en cintas de cassette del cuarto de los trastos viejos de DâM-FunK. O posiblemente de su viejo ordenador Olivetti, quién sabe. Cabe tener en cuenta que el afinadísimo olfato de PBW ha sido el que ha reunido bajo un mismo sello a descubrimientos como Mayer Hawthorne, el aún incomprendido Koushik, James Pants o Aloe Blacc, así como marcianadas nunca reconocidas en su tiempo como el dignísimo Baron Zen. Aunque la intención primera de Wolf era la de publicar un 7”, el nuevo –o viejo, mejor dicho– material de DâM-FunK da más de sí que un Boomer de fresa, y así es como ha nacido este más nutrido “Adolescent Funk”, un disco en el que cada canción tiene su razón de ser. El álbum suena más analógico y oldie que su imbatible predecesor, “Toechizown” (2009), pero no por ello deja de tener toda la esencia de DâM-FunK. De hecho, nos sirve como prueba irrefutable de que el artista no ha hecho más que girar en círculos durante todos los años que separan su figura hoy de la del púber que firmara estos temas viejos. Eso sí, “Adolescent Funk” tiene un incontestable sonido añejo que aún no le habíamos escuchado y con el que se pirrarán a quienes les gusten de las perlas de buen funk ochentero.

El embajador del boogie funk, que así es como se le conoce en Los Ángeles y resto de la costa oeste, propone como single de presentación toda una oda a la explosión hormonal adolescente. “I Like Your Big Azz (Girl)” podría entenderse como digna substituta de su propio “Mirrors” a la hora de cumplir la función de presentar el disco en sociedad, y transmite (aunque no formalmente) una fuerza que alcanza el nivel de hit (hit entendido a lo Steve Arrington). “Sexy Lady” funciona como apéndice perfecto, no sólo por lo flirty del tema sino por el boogie contagioso del asunto. Otro de los momentos clave del largo es “It's My Life!”, temazo de pista que se habría agenciado sin dudarlo el Prince de “Purple Rain”. “The Telephone Call”, por su parte, consitiría en el indicador más certero de la evolución del artista, ya que suma a su funk una buena tanda de sintetizadores primitivos, los que siguen dando forma hoy a ese futurismo sonoro y burbujeante tan propio del artista. Y de mientras, temas como “I Love Live” acarician levemente los inicios de la era rave a la vez que “When I'm With You I Think of Her” se reboza en el lado más luminoso de la era disco; y tracks como “Do You Feel What I Feel”, “I Don't Love You”, “Atittude” o “Raindrops” nos recuerdan que lo que intentaba DâM-FunK a finales de los ochenta era meterse en el mismo saco que gente como Aurra o Slave. El disco se despide con el emocionantísimo “I Appreciate My Life”, que se está llevando todas las papeletas para convertirse en la segunda mejor canción del álbum.

En conjunto, “Adolescent Funk” es un disco teen de una madurez increíble, sobre todo si tenemos en cuenta que se ha editado un par de décadas más tarde de lo que debería y aprovechando el regreso de la afición por lo analógico. Aunque con discos como éste no es de extrañar que pasen estas cosas. Que Peanut siga escarbando, por favor.

Ariana Diaz

Dam-Funk . I Like Your Big Azz (Girl).mp3

¿Te ha gustado este contenido?...

cerrar
cerrar