PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Sports

Siria recupera la alegría: su selección se acerca a Rusia 2018

H

 

Seis años de guerra. Seis millones de desplazados. Cuatro millones de refugiados. Medio millón de muertos. Una ilusión: ir al próximo mundial de fútbol

I.P.

06 Septiembre 2017 12:44

Seis años de guerra. Casi medio millón de muertos -470.000 según Human Rights Watch-, 6.1 millones de desplazados internos, 4 millones de refugiados fuera de sus fronteras. Ha perdido el equivalente a 5 veces su PIB, pero Siria vive.

Y hoy sonríe: todo lo anterior no ha parado a su selección nacional, que ha dado un paso de gigante para clasificarse a Rusia 2018.

Ha sido épico, con un gol del delantero Omar Al Soma en el minuto 92 que empataba el partido contra Irán en Teherán, donde no hubo arreglo de ningún tipo a pesar de los rumores surgidos por el apoyo iraní al gobierno de Al-Asad.



Ahora Siria, tercera clasificada de su grupo asiático tras la propia Irán y Corea del Sur, y habiendo jugado sus partidos de local en Malasia, a más de cinco mil kilómetros, por seguridad, tendrá que afrontar una doble eliminatoria. Primero, contra el tercero del otro grupo: Australia. Después contra el cuarto de la CONCACAF -la confederación de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe-: Panamá, Honduras o USA.

En uno de los vídeos más emocionantes del año, podemos escuchar cómo este comentarista sirio pasaba de la euforia a unas lágrimas que no le dejaron ni hablar en directo por unos segundos:



Siria jamás ha ido a un mundial. No estuvo lejos de México'86, pero perdió el playoff contra Iraq. Ir a Rusia 2018 -y bajo estas condiciones políticas- sería histórico. La liga del país continúa, pero con todos los clubes jugando en la capital Damasco y en Latakia, ambas controladas por el gobierno.

Las escenas en Damasco ayer hablaban de lo que supone este hito de la selección. Sin perder detalle de las pantallas gigantes instalada, miles de personas de toda edad gritaron de alegría con el gol de Al Soma y las calles recuperaron una alegría que muchos pensaban perdida para siempre.



También en Aleppo.



La proeza de la selección coincide además en un día en el que las tropas del país han roto el cerco de tres años al que Daesh sometía a la ciudad de Deir al Zur.


share