Sports

El partido más violento del mundo dura 16 horas y se juega en un pueblo entero

Más de 7000 personas se juegan el tipo por un balón de fútbol que en otra época fue una cabeza humana

Cada año, los habitantes del pueblo inglés de Asbourne se visten de corto para carnaval. No es que les guste pasar frío, sino que lo hacen para mantener una tradición centenaria. Un partido de fútbol a lo bestia: la mitad del pueblo contra la otra mitad.

Esta batalla futbolística es conocida como Royal Shrovatide y el pueblo en cuestión es Ashbourne, que pasa por poco de los 7000 habitantes. El pitido inicial se produce en el centro del pueblo inglés, donde los habitantes se separan entre los Up'Ards (nacidos al norte del arroyo Henmore) y los Down'ards (los representantes del sur).

Cada parte dura ocho horas, una se juega el propio martes de carnaval y la otra el miércoles de ceniza, un vínculo religioso que se cree que tuvo que ver con la aparición de la tradición.

Se llama fútbol por ponerle un nombre, porque este partido se le dan pocas patadas al balón. La pelota se suele llevar abrazada al otro del pueblo, con aglomeraciones de gente parecidas a la melé de rugby pero a lo grande.

En lugar de porterías, hay molinos con 5 kilómetros de distancia entre sí. Los del sur tienen que anotar en el molino Clifton y los del norte en el Sturston, pero para "marcar un gol" no basta con que pase el balón cerca del molino o algo así.

La pelota, que está rellena de corcho para que pueda flotar en el agua, se tiene que golpear tres veces contra el "arco", un monumento de piedra. Lógicamente, el balón no se puede transportar en un vehículo ni esconder en mochilas, abrigos o similares.

Ni que decir tiene que de las 7000 personas solo una marca el gol, por lo que normalmente se decide en un sorteo entre miembros de las familias con más tradición del pueblo quien va a ser el encargado. También está prohibido jugar después de las diez de la noche, de ahí la norma de que si se marca un gol después de las cinco de la tarde el juego se para, pero si sucede antes de esa hora se vuelve a sacar la pelota desde el centro del pueblo.

El primer Royal Shrovatide data de 1667, pero se cree que el primer partido fue hace más de mil años, unos orígenes que no se pueden precisar porque los archivos históricos se destruyeron en un incendio en 1890. En cuanto al origen del balón, la cultura popular dice que en realidad era una cabeza que se lanzaba a la multitud después de una ejecución.

Una tradición manchada de sangre que ya tiene fama mundial. Tal es su popularidad fama del partido que en 1928 el rey Eduardo VIII hizo el saque inicial, al igual que el Príncipe Carlos en 2003.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar