PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Sports

Cómo destrozar un cliché apoyando al joven violado por la policía francesa

H

 

La lección de solidaridad que no esperabas

Ignacio Pato

23 Febrero 2017 18:22

La imagen la ha visto Francia entera y gran parte del planeta.


Resultado de imagen de theo hollande


Théo en la cama del hospital visitado por François Hollande. Este último, que ya tiene su foto política, es quien menos nos importa aquí. El chico, de 22 años, es la última víctima francesa de la violencia policial, cuando cuatro agentes le detuvieron el pasado 2 de febrero en Aulnay-sous-Bois y acabó con un desgarro anal causado por la porra extensible de uno de ellos que la policía califica de "accidental".

La rabia se exteriorizó en multitud de manifestaciones masivas en París, Nantes o Marsella y acabó con Marine Le Pen pidiendo mayor apoyo a la policía y un dirigente del racista Frente Nacional llamando "chusma" a Théo.

El movimiento Justice Pour Théo está siendo un clamor y el fútbol, contrariamente a su fama de escena egocéntrica e individualista, es uno de los principales protagonistas de esta ola de solidaridad. Si volvemos a la imagen de Théo en el hospital le vemos con una camiseta del Inter de Milán. No tardó mucho el club italiano en ponerse en contacto con el chico e invitarle a ver un partido en el estadio de San Siro para que pueda "vestir la camiseta con una sonrisa".

Enseguida llegaron las muestras de apoyo de Kurt Zouma y Michy Batshuayi (Chelsea), Bakary Sako (Crystal Palace), Wissam Ben Yedder (Sevilla), Moussa Sissoko (Tottenham) o Riyad Mahrez (Leicester).





Después fueron las grandes banderas o pancartas en los estadios. En el del Red Star de París -que además de Théo se acordaban de Adama Traoré, el chico muerto bajo custodia policial el pasado julio y que algún medio etiquetó como el caso Ferguson francés-, con el mensaje 'No olvidamos', pero también en el Parque de los Príncipes con aficionados del PSG y hasta fuera de Alemania, con el grupo de hinchas Caillera del Werder Bremen alemán y su gran "Justicia para Théo. Contra el racismo institucional".

También escuchamos las palabras del campeón del mundial 98 y activista antirracista Lilian Thuram encabezando una manifestación: "Las personas blancas han de darse cuenta de que el espacio público se vive de forma diferente según el color de piel".

Y este pasado fin de semana fue el mismísimo Franck Ribéry quien fue a visitar a su casa al joven agredido. El francés del Bayern de Múnich le llevó además una camiseta firmada por todos los jugadores del equipo alemán. Y hace escasas horas la plataforma Justice pour Théo confirmaba que justo el día antes había habido otra visita célebre, la del lateral del PSG Serge Aurier, que le ha obsequiado con dos camisetas, una con el número y el nombre de este y otra con el de Théo y el número 93, el correspondiente al departamento de Seine-Saint-Denis donde se encuentra la comunidad del chico agredido.

Orgullo reconstituido y ruptura de un cliché, dos en uno.




share