PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Sports

La NBA hace que una ley anti-LGTB le cueste muy cara a una ciudad

H

 

Charlotte no acogerá el partido de las estrellas del próximo curso

Omar Naboulsi

26 Julio 2016 17:42

La NBA le ha arrebatado a Charlotte la oportunidad de acoger el All-Star 2017. La mejor liga de baloncesto del mundo nombrará otra ciudad como sede de dicho evento a causa de la aprobación de la ley HB2 en Carolina del Norte el pasado mes de marzo, más conocida como la "ley anti-LGTB".

"La motivación de la NBA es crear el mejor ambiente posible para todas las personas que quieran ir a sus partidos y a sus eventos”, sentenció el comisionado de la NBA, Adam Silver, tras la aprobación de aquella ley. “Nos preocupa profundamente que esta nueva ley discriminatoria pueda atentar contra nuestro ideal de igualdad y respeto mutuo”, añadió el comisionado, que siempre ha abogado por la libertad de orientación sexual.



La nueva legislación establece fórmulas discriminatorias centradas en el uso de los baños públicos y los derechos laborales: todos los baños de edificios públicos deben ser para uso individual, para un solo género y no podrá haber baños unisex.  

Los ciudadanos deberán emplear los baños designados al sexo que se les asignó al nacer, no con el que se identifiquen en la actualidad y todas las leyes que protegen los derechos laborales a nivel federal quedan supeditadas a lo que dice la ley estatal.

La NBA ha optado por anunciar oficialmente la supresión de Charlotte como sede tras la reciente entrada en vigor de la ley en el estado. La decisión de la liga ha sido respaldada por la mayoría de los propietarios de las franquicias que la conforman.

La celebración del evento iba a dejar en las arcas de la ciudad de Charlotte la friolera de 100 millones de dólares, la mayor cantidad que hubiese recibido la ciudad en toda su historia por haber organizado un evento de estas características. A día de hoy, Chicago, Nueva York y Nueva Orleans se postulan como candidatas a sustituir a Charlotte como sede del próximo All-Star.




share