Sports

Shrek existió de verdad. Era él

Maurice Tillet fue una estrella de la lucha libre con acromegalia y una triste historia. Dreamworks se basó en el "Ángel Francés" para crear un personaje que arrasó en taquilla

Aunque parezca increíble, Shrek fue real como la vida misma. Dreamworks nunca lo ha reconocido, pero uno de sus personajes estrella está inspirado en Maurice Tillet.

Este francés fue un profesional de la lucha libre americana en los años 40. Era la prinicipal atracción de la American Wrestling Association y campeón de los pesados. Su apariencia de bestia parda y sus movimientos salvajes hacían enloquecer al público. A pesar de que se ganó la fama gracias a su físico, Tillet era todo un intelectual. Escribía poesía, trabajó como actor, hablaba 14 idiomas y los que le conocían dicen que tenía un fino sentido del humor.

No siempre tuvo ese corpachón. De niño tenía una cara muy perfilada y melena rubia, tanto que sus amigos le llamaban "Ángel", un mote que acabó adoptando como alias en los rings: el Ángel Francés.

Sin embargo, a los 20 años le empezó a cambiar el cuerpo. Se le hinchó la cara y las extremidades sin motivo aparente. Los médicos le diagnosticaron acromegalia, una rara enfermedad que hace que los huesos crezcan sin control por una alteración en la hormona del crecimiento. Jugadores de baloncesto como Gheorghe Muresan o Roberto Dueñas también la sufrieron.

Al cabo de pocos meses su cuerpo estaba desfigurado. La enfermedad le obligó a dejar sus estudios como abogado y se enroló en la Marina Mercante Francesa. Esta decisión le cambió la vida.

Estando de viaje con los marines en Singapur en 1937, Tillet conoció a un luchador profesional americano llamado Karl Pojello, que vio en Tillet un potencial enorme para la lucha libre. Tillet también vio en la lucha libre una buena manera de explotar su particular cuerpo y empezó a entrenar, luchando en Francia y en Reino Unido hasta que estalló la II Guerra Mundial, emigrando a USA.

Un promotor americano se hizo su representante, presentándole como el "Ángel Francés". Se convirtió en un fenómeno social que incluso tenía imitadores.

El 4 de septiembre de 1954, el hombre que le metió en el mundo de la lucha, Karl Pojello, murió tras una larga lucha contra el cáncer de pulmón. Apenas 12 horas después, Tillet también falleció a causa de un ataque al corazón. Fueron enterrados juntos. Aunque no sea ningún consuelo, Tillet acabó siendo una estrella del cine de ficción.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar