PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Seagrams Gin

12 lugares mágicos que solo puedes encontrar en Nueva York

H

 

Un viaje en doce etapas por la cara más desconocida de los '5 boroughs'

PlayGround

12 Mayo 2016 05:47

¿Qué es lo primero que piensas cuando te preguntan por Nueva York? La Estatua de la Libertad, el Central Park, el Puente de Brooklyn, el Empire State Building...

Seguro que alguno de ellos —o todos— han pasado por tu mente, y es normal. Son edificios y lugares icónicos que forman parte del imaginario colectivo de la ciudad de Nueva York. Sin embargo, la Capital del Mundo esconde muchos más atractivos que no aparecen en la guía turística. Por ejemplo, los que hoy te traemos.

Estos son 12 lugares "secretos" con los que no sentirte dentro del rodaje de una película de Hollywood en tu próxima visita a la ciudad que nunca duerme.


Dream House

¿Quién no ha soñado alguna vez con tener una casa de ensueño en Nueva York? Si te pasas por el número 275 de Church Street podrás visitar una, aunque te avisamos que no es la típica "casa de ensueño" con cinco habitaciones, jardín y garaje doble. Es algo mucho mejor. Una puerta negra con un críptico cartel blanco anuncia la entrada a la The Dream House, la instalación permanente del compositor La Monte Young y la artista visual Marian Zazeela. Si te adentras en sus habitaciones podrás formar parte de un mundo onírico y vivir una experiencia mística compuesta por música, drones sonoros y un haces de luz color rosa.

Lo encontrarás en: 275 Church St, NY 10013


Sidewalk Subway Map

En Nueva York es fácil quedarse sorprendido por los impresionantes edificios y la altura de los rascacielos. Pasear por la ciudad supone un continuo mirar hacia arriba con la boca abierta. Pero, a veces, es mejor bajar la vista para admirar algunos de los secretos que alberga la ciudad. Uno de ellos es el mapa de metro incrustado en la acera que se encuentra en el número 110 de Greene Street. Con un tamaño de 87 pies de largo, la obra fue creada en 1986 por un artista belga llamado Francoise Schein.

Lo encontrarás en: 110 Greene Street, NY 10012


Earth Room

En el piso 2B del número 114 de Wooster Street, el olor de la comida callejera que impregna las calles de Nueva York queda desplazado por otro un poco más natural: el olor a tierra mojada. Puede sonar extraño, pero en este edificio hay una habitación entera que contiene 250 yardas cúbicas de tierra. Conocida como "la Habitación de la tierra", realmente es una instalación artística creada por el artista americano Walter di Maria en 1977. Los cuidadores deben regar regularmente la tierra para mantenerla húmeda y cada cierto tiempo aparecen pequeñas setas entre todo el material. Se calcula que la instalación tiene un valor de 1 millón de dólares.

Lo encontrarás en: 141 Wooster Street, NY 10012


New York Federal Gold Vault

Más oro del que nunca verás jamás. Eso es lo que te espera si entras en el edificio del Banco de la Reserva Federal de Nueva York, pasas el control de seguridad y desciendes 50 pies bajo el nivel del mar. En una cámara blindada del banco se encuentra la mayor reserva de oro del mundo. En concreto 7000 toneladas, alrededor del 5% de todo el oro que se ha extraído en el mundo a lo largo de la historia. Una cantidad de oro nada despreciable que cuenta con un valor aproximado de 400.000 millones de dólares.

Lo encontrarás en: 44 Maiden Ln., NY 10038


REACH: Nueva York

Probablemente no te percates de su presencia o quizás nunca sepas su verdadera función, pero camuflados en un rincón de la estación de metro de 34th Street se encuentran un par de inusuales instrumentos musicales. La instalación se llama REACH: Nueva York y fue construida por Christopher Janney en 1995. Si pasas la mano por la barra horizontal verde podrás construir toda una sinfonía de colores formada por instrumentos melódicos (marimbas, flautas) y sonidos de medio ambiente (selva tropical, marismas).

Lo encontrarás en: Herald Square, NY 10001



Goldbar

Como su nombre indica, este bar situado en el número 389 de Broome Street, está recubierto por entero de oro. La parte más famosa de este local se compone de cientos de calaveras doradas incrustadas en la pared, emulando las antiguas criptas capuchinas. Las mesas, el suelo, el techo, las cortinas y las lámparas, todo en este bar tiene un glamour dorado difícil de igualar. Así que ya sabes, acércate por este bar si quieres sentirte como el Rey Midas de Nueva York... si los porteros te dejen pasar.

Lo encontrarás en: 389 Broome Street, NY 10014


Marble Cemetery

Un callejón de la Second Avenue conduce a un jardín secreto en medio de Nueva York. Y también a uno de cementerios secretos que alberga la ciudad. El Cementerio de Mármol tiene el honor de ser el cementerio no religioso más antiguo de la ciudad. Nació en 1830, aunque se llevaron a cabo la mayor parte de los enterramientos entre 1830 y 1870, y el último fallecido data de 1937. Este camposanto llegó a tener en el siglo XIX más de 2.000 enterramientos. Hoy, sobrevive como monumento al silencio y la muerte dentro del ruido de la ciudad y sirve como oasis para picnics y conciertos.

Lo encontrarás en: 41 1/2 Second Avenue, NY, 10003


Jeffrey's Hook Light

Debajo del puente de George Washington se encuentra una antigua reliquia de los tiempos en los que la navegación marítima no dependía del GPS. El faro de Jeffrey Hook es uno de los últimos faros que quedan en pie en Manhattan. Construido en 1889, la localización original de este pequeño faro rojo se encontraba en en Sandy Hook, Nueva Jersey. En 1921 se trasladó a la orilla del río Hudson, donde permaneció en activo hasta 1947. En 1942 saltó a la fama en Estados Unidos al protagonizar un cuento infantil escrito por Hildegarde H.Swift, El pequeño faro rojo y el gran puente gris. A raíz de este libro el faro de Jeffrey Hook empieza a ser conocido por su otro nombre: el pequeño faro rojo.

Lo encontrarás en: Fort Washington Park. 178th St. and the Hudson River, NY 10032


Wave Hill Garden

Un vergel en mitad de la jungla de asfalto. Y no, no hablamos del Central Park. El jardín Wave Hill es un paraíso verde ubicado en una finca muy cerca del río Hudson, en el distrito del Bronx. El jardín cuenta con un total de 28 acres de zonas verdes y se usa como centro cultural y jardín público. Además, tiene un pequeño café donde tomar un descanso de la ajetreada vida neoyorkina mientras contemplas una de las mejores -y más secretas- vistas de Nueva York.

Lo encontrarás en: 675 W 252nd ST, Bronx, NY 1047


Subamarino en Coney Island

En mitad de Coney Island Creek se encuentran los restos un submarino amarillo que bien podría haber servido de inspiración para la famosa canción de los Beatles. Hace unos cincuenta años, un trabajador de un astillero local, Jerry Bianco, empezó a construir un submarino en la orilla de Island Creek. Cuando lo finalizó en 1970, el señor Bianco decidió lanzarlo a las aguas con una grúa, pero algo falló y el submarino quedó atrapado en el lodo para siempre. Quizás no consiguió surcar las aguas del Atlántico, pero este submarino amarillo se ha convertido en un refugio para gaviotas y cangrejos, y en una de las atracciones más curiosas de la isla.

Lo encontrarás en: Coney Island Creek


Mmuseum

Imagínate un museo diminuto ubicado en un antiguo ascensor de carga. En Nueva York es posible. El Mmuseum es el espacio artístico más pequeño de la ciudad y alberga colecciones temporales de objetos pasados por alto, ignorados o rechazados. Mmuseum ha sido creado por los cineastas Alex Kalman y Benny y Josh Safdie y cuenta con una colección permanente así como diversas exposiciones itinerantes. Entre los objetos curiosos que te puedes encontrar si visitas este diminuto museo se encuentran el zapato que un iraquí lanzó a George W.Bush en Bagdad, un calentador de agua caliente de Kaunus, Lituania, o un guante de plástico de Paradise Valley, en Montana.

Lo encontrarás en: Cortlandt Alley Btwn Franklin St & White St, NY 10013


Track 61

Una estación abandonada debajo del Hotel Waldorf Astoria de Nueva York usada para trasladar de forma secreta al presidente de Estados Unidos durante sus visitas a la ciudad. Hablamos de la famosa vía 61 que, al contrario que otras estaciones dentro del metro de Nueva York, no se encuentra tan abandonada como parece. Roosevelt la usó por primera vez como "vía de escape" mientras se hospedaba en el hotel. Desde entonces, la seguridad del hotel la mantiene como posible salida de seguridad en caso de ataque a los presidentes que se alojan allí. Pero no todo van a ser intrigas en la vía 61. Andy Warhol le dio un uso mucho más divertido en 1965 en su "Underground party".

Lo encontrarás en: 101-121 East 49 Street, NY 10017



share