Historias

Cómo cambiar la vida de un niño a lomos de un skate

La ONG Skateistan crea espacios donde los más desfavorecidos puedan patinar y aprender

Oliver “Ollie” Percovich pisó Afganistán por primera vez en 2007. No sabía qué iba a encontrarse en un país tan alejado y distinto a su Australia natal. Para él, que por entonces era un joven skater profesional, todo era nuevo y excitante, pero nunca pensó que de aquella visita pudiera surgir algo que transformase su vida y la de muchos otros.

Aquel viaje fue el germen de Skateistan, una experiencia que cumple siete años y a la que todavía le queda mucho camino por delante. Una asociación sin ánimo de lucro dirigida a la infancia que reúne comunidades en torno al skate, y crea espacios donde los niños más desfavorecidos puedan disfrutar, aprender y conocer a otros niños. Y además de patinar, los niños pueden acceder a un programa académico que incluye las artes o lo audiovisual.

Aunque tiene muy en mente a los más vulnerables, como las chicas o los niños trabajadores, acepta a chavales de toda clase y condición. El único requisito: ganas de pasarlo bien. Algo muy importante para niños que muchas veces se encuentran en situaciones muy complicadas, en países con graves carencias económicas y sociales.

Creciendo en ilusión

Vídeo

Esa motivación tan simple y a la vez tan enorme a la vez ha sido la que ha permitido a Skateistan instalar satélites en Kabul, Camboya, Sudáfrica y, próximamente, en Berlín creando en esos lugares comunidades que ya empiezan a poder autogestionarse. Los que eran alumnos pasan poco a poco a ser profesores y a dinamizar los grupos locales.

Este es el caso de Hanifa, una de las chicas que hace cinco años empezó a patinar en Kabul. Con diez años trabajaba en la calle, vendiendo té con su hermana. Aún así no se perdía un entrenamiento. Cinco años después, trabaja como instructora de skate y profesora para otros niños más pequeños y puede vivir y crecer en un entorno seguro.

No es el único caso, y la esperanza es que cada vez sean más. De esta manera, poco a poco se genera un tejido saludable de personas que pasan de no tener practicamente nada a verse felices y reunidas en torno al skate y la creatividad. Éste seguirá siendo el objetivo principal de “Ollie” de cara a todo lo que emprendan a partir de ahora.

Mientras tanto, su última iniciativa Skateistan x Impossible, en alianza con los gurús de la Polaroid Impossible Project, recoge instantáneas tomada por los propios niños a lo largo de estos años de tablas, coderas y esperanza. Esperemos que sirva como celebración de su pasado pero sobre todo como una manera de acumular fuerzas de cara a un futuro mejor.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar