Historias

Las 22 peores cosas que le puedes decir a un hijo en una sola frase

Para qué los traes al mundo, si luego los tratas así...

Imagen de Simen Johan

1.

“Su madre era alcohólica y cambiaba de novios con frecuencia. Uno de aquellos novios empezó a violarla cuando ella tenía 9 años. Lo hacía cuando la madre se quedaba KO después de haber bebido demasiado. Aquello se repitió durante varios meses, hasta que mi amiga decidió contárselo a alguien. La policía vino a llevarse al hombre, su madre tuvo una crisis y empezó a gritarle a los agentes, exigiendo una explicación. Uno de ellos contestó de forma directa: 'Nos lo llevamos porque está violando a su hija, por eso'. La mujer miró a la niña, luego al novio, y se volvió hacia los agentes para preguntar: '¿Por qué no pueden llevársela a ella?'”.

2.

"Mi hermano pequeño y yo siempre habíamos sido un poco gamberros... nada especial, dos chavales normales haciendo el travieso. Tenemos un hermano y una hermana mayores, que son gemelos. Nuestra madre nos llevó a su habitación para castigarnos. Recuerdo perfectamente sus palabras. 'Nunca planeamos teneros. Vosotros dos sois accidentes. Elegimos tener a vuestro hermano y a vuestra hermana, pero no a vosotros. Vosotros solo sois dos accidentes'".

3.

“Cuando tenía 15 años, mi hermana fue a hablar con el director de mi instituto después de una gran pelea que yo tuve con mi padrastro. La noche de la pelea, dije finalmente en voz alta lo que me había estado haciendo durante los 11 años anteriores, y él me golpeó. Mi madre se metió en medio y se mostró inusualmemte protectora conmigo. Después de la bronca, corrí a mi habitación y me senté en la cama muerta de miedo por lo que podría suceder. Cuando mi madre entró, me miró y dijo, 'Bueno, a partir de ahora vas a tener que escucharme y vas a hacer todas tus tareas'. Mi hermana y yo nos quedamos boquiabiertas.

Al día siguiente, las cosas se caldearon en la escuela y en el pueblo. Es lo que pasa cuando tu hermana le dice al director que su padre es un pervertido que abusa de su hija mayor. Mi madre desapareció durante dos días. La policía vino a arrestar a mi padrastro y a nosotras nos llevaron donde mi madre estaba cómodamente descansando (resultó que estaba en casa de una amiga). Cuando le pregunté si sabía que aquello había estado pasando, me miró fijamente durante diez segundos hasta que decidió responder con un 'bueno, si no te hubieras estado paseando siempre por ahí en tus pijamas y seduciéndole, nunca hubiera estado interesado'”.

4.

Mi madre me sacó fuera de casa y bloqueó el acceso después de que yo le dijera a su novio (de una semana) que se apartara de mi perro —aquel cabrón no paraba de pegar a mi perro—. Las palabras de mi madre mientras yo le pedía que me dejara entrar fueron: 'No vuelvas nunca'. Cogí a mi perro y me largué para siempre. Tenía 12 años”.

5.

" Cuando era niño mi padre me pegaba con frecuencia. Tenía que ayudarle en su trabajo y cuando hacía algo mal siempre me golpeaba o fingía que iba a golpearme. Después de un tiempo, empecé a encogerme de miedo ante cualquier ademán que hacía cerca de mí. Y a veces mi reacción espontánea de pánico era tan aparatosa que acababa tirando cosas a mi alrededor o haciéndome daño al chocar o caer sobre algo. A él, aquello le parecía divertido. Le gustaba ridiculizarme cuando había otra gente delante. 'Miradle, ni siquiera tienes que pegarle, ya se lastima él mismo'".

6.

"Estaba en noveno curso. Estaba deprimido y durante una discusión con mi madre, en el calor del momento, se me ocurrió decir que desearía estar muerto. Ella respondió con un 'Si yo fuera tú, también lo desearía'.

7.

El novio de mi madre cogió una jodida cámara de vídeo y la puso bajo la puerta del baño mientras yo me desnudaba para entrar a la ducha. Sé que estaba encencida porque la luz de la cámara estaba encendida. Debía tener 12 o 13 años. Se lo dije a mi madre y ella replicó con un 'Ya es hora de que dejes de comportarte de forma irrespetuosa con mi novio. Era sólo una broma'”.

8.

" 'Si no fuera ilegal te juro que estarías pasando la noche con mis amigos. Así al menos sacaría algo a cambio del esfuerzo que hago criándote'. Mi padre hablaba de prostituirme, de ser mi chulo. Yo tenía 11 años". 

9.

" Mi hermano mayor abusó sexualmente de mí durante años cuando era una niña. Nunca se lo conté a mi familia. Tiempo después, cuando estaba en séptimo curso, se lo conté a una amiga y ella me hizo ir a un terapeuta que conocía de su parroquia. Aquello quedó en nada. Años después, estando en el instituto, me castigaron a 70 horas de trabajo comunitario por absentismo escolar. Aquello podía quedar reducido a 40 horas si yo y mis padres aceptábamos asistir a una terapia de grupo. El terapeuta de aquellas sesiones resultó ser el mismo con el que yo había hablado unos años antes sobre los abusos de mi hermano, y se lo contó a mi padre. ¿Su única reacción? '¡Eso explica sus malas notas!' Lloré durante una semana seguida".

10.

"Yo era una niña y le conté a mi madre lo que había pasado. Un consejero de mi escuela me ha puesto su pene en la boca. Su respuesta fue: 'Deja ya de contar mentiras. A ti no querría tocarte nadie'".

11.

"Cuando tenía 15 o 16 años, pasé por una época de depresión y un día le conté a mis padres que estaba teniendo pensamientos suicidas, que no sabía como lidiar con la vida. Mi padrastro me miró y me dijo, 'Hay una escopeta en el sótano, pero no lo hagas dentro de casa, que así nos evitamos todo el jaleo de tener que limpiar luego'". 

12.

" Era mi décimo sexto cumpleaños. Habíamos invitado a familiares y amigos. En un momento dado, mi madre se enfadó porque nadie le estaba prestando atención y empezó a gritarme delante de todos. '¡Te odio! ¡Te odio! ¡Te odio! ¡Te odio!'. Me lanzó el vaso que tenía en la mano pero iba tan borracha que falló el tiró".

13.

"Mi madre sufre de problemas mentales. Un día, siendo yo pequeña (en edad de escuela primaria), me llevó hasta la comisaria. Cuando le preguntaron qué pasaba, respondió: 'Esta niña que ven en realidad no es mi hija. Y además, no la amo'. Cuando la policía finalmente me separó de ella para llevarme a un hogar de acogida, recuerdo que me miraba como si yo fuera el diablo".

14.

" 'Si alguna vez vuelves a pensar en cortarte las venas, estoy dispuesta a sujetarte y hacerlo por ti'. No he vuelto a mirar a mi madre de la misma manera desde el día en que aquellas palabras salieron de su boca".

15.

" Era la primera vez que estaba tratando de abrirme emocionalmente, toda la familia estaba sentada a la mesa. Voy y digo, 'A veces siento como si lo que pensara no le importara a nadie'. Mi madre me miró como si fuera un idiota. 'Eso es porque lo que piensas realmente no nos importa a nadie'. Fue la primera y la última vez que intenté hablar con ellos sobre nada".

16.

" 'He intentado hacer todo lo posible para criarte de tal manera que no acabaras siendo como tu padre. Veo que he fallado'. Mi padre se había suicidado de un disparo. Antes había matado a mi hermano. También a mí me disparó, causándome ceguera en los dos ojos. Y allí estaba ella. Comparándome con aquel asesino. El asesino de mi hermano".

17.

"Mientras crecía, mi madre siempre me decía 'Tú no eres ninguna chica guapa, no eres una chica inteligente, no eres una chica divertida. Eso no está pensado para gente como tú'. Con 'eso' se refería a tener novio o encontrar marido".

18.

"Tenía como 6 o 7 años. Mi madre me puso a pasar la aspiradora. Yo no estaba acostumbrado a usar aquella máquina, con su manguera, sus accesorios... Mi madre se enfadó viendo como estaba fallado con aquella tarea. Vino hacia mí, cogió la manguera, acercó su cara a menos de 10 centímetros de la mía, me miró a los ojos y dijo: 'Ojalá hubieras nacido retrasado, y no fueras capaz de alimentarte por ti mismo, y yo sólo te daría de comer cuando me apeteciera, y si te murieses daría igual, porque a nadie le importaría una mierda'".

19.

" 'Ojalá te hubiera apretado la nariz, cuando aún eras un bebé, y hubieras dejado de respirar y hubieras muerto entonces, porque no has salido como yo esperaba'. Mi madre me lo ha repetido muchas veces, desde que tuve 10 años. Soy bipolar y tengo tendencias suicidas. A veces me preguntan dónde se equivocaron". 

20.

Cuando mi hermana y yo (ella tenía 10 años, yo 8) le contamos a mi madre que un amigo de la familia nos había estado molestando sexualmente, su reacción fue llevarnos a ver la nueva película de Los Teleñecos. Nos sentó allí y nos dijo: 'Simplemente no penséis en eso'. Ella y nuestro padrastro continuaron viendo a aquel hombre y le siguieron invitando a casa con frecuencia. Aún pienso en aquello todo el tiempo".

21.

"Yo debía tener unos ochos años, y estaba pintando en un caballete. Se me ocurrió decir que me gustaría ser pintor cuando creciera. Mi padre contestó inmediatamente con algo parecido a 'Nada de lo que tú hagas en la vida tendrá nunca ningún valor, salvo tu muerte'. En una frase mató algo que amaba".

22.

"Cuando mis padres se divorciaron, mi padre se casó con otra mujer. Tuvieron un hijo juntos, mi pequeño hermanastro. Nació el mismo día de mi cumpleaños. Aquel día mi padre me dijo: 'Chaval, has sido reemplazado'. Yo tenía 8 años". 

[ Vía Reddit]

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar