PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Historias

La diferencia entre abuso y consentimiento, explicada en 6 viñetas amargamente cotidianas

H

 

"Con esa pinta, lo estabas pidiendo a gritos".

Luis M. Rodríguez

24 Julio 2015 18:00

"Necesitamos que se enseñe lo que es un consentimiento claro, entusiasta y afirmativo, cómo se ve y cómo suena. Queremos una educación sexual que enseñe a nuestros iguales que 'Sí significa Sí'. Queremos que la educación nos enseñe que existen muchas maneras de decir no. Que eduque a la gente joven en que el silencio no es consentimiento y que 'NO significa NO".

Hace unos meses, dos adolescentes canadienses convirtieron un simple trabajo de clase en un alegato político que logró cambiar el curso de la educación sexual en todo el país. Mientras preparaban un documental sobre cómo los medios de comunicación contribuyen a la cultura de la violación, las pequeñas Tessa y Lia llegaron a una conclusión: educar en lo que constituye el consentimiento puede ayudar a prevenir futuros asaltos sexuales.

¿Perogrullo? Seguro. Pero en un mundo en el que existen apps como We-Consent o What-About-No, parece claro que la cultura del consentimiento es algo en lo que aún hace falta trabajar.

La ilustradora Alli Kirkham abordaba recientemente ese tema llevándolo a su medio de expresión favorito, el comic. Para ello, Kirkham se preguntó: ¿Qué sucedería si abordáramos las situaciones cotidianas que implican el consentimiento de otras persona de la misma manera que la sociedad suele tratar el consentimiento sexual?

He aquí las respuestas.

1. Tú te quedas aquí hasta que esto acabe.




2. Una vez dijiste que podía cogerlo.





3. Dijiste que te gustaba.






4. Dijiste que querías.




5. Me lo debes.





6. Con esa pinta lo estabas pidiendo.




Por una 'cultura del consentimiento', para acabar con la 'cultura de la violación'

share