Historias

Así serían tus amigos si fueran dinosaurios

Descubre al dinosaurio que hay en ti

¿Cuántas veces has deseado poder viajar en el tiempo para conocer a los dinosaurios? Eso sí, a ser posible con una manta de invisibilidad que te permita volver entero al presente...

Los dinosaurios habitaron la tierra demasiados millones de años antes que tú pero, a su manera, ya tuvieron los mismos problemas que tenemos ahora.

No hagas caso a los libros de paleontología. Descubre, a continuación, la verdadera personalidad de los dinosaurios y descubre quién habría sido quién en la Era Mesozoica.

El Brontosaurio: el vegano pesado

Desde que dejó la carne os mira a todos por encima del hombro como si nunca lo hubierais visto ponerse cerdo a hamburguesas del McDonald's. Sin embargo, ahora sus algas bio no son dignas de la lechuga iceberg de vuestras ensaladas y dice que quiere tatuarse la palabara “ECOlógico” en el pecho. Aunque, tal vez, “ECOloco” le pegaría más...

Os tiene ya hasta la punta de los pinreles con sus peticiones de Change.org pero lo seguís queriendo igual porque sois conscientes de lo duro que tiene que ser comerse esa cosa sin huevos ni azúcar que él llama “bizcocho”.

Está claro que si el Brontosaurio es, en la actualidad, el dinosaurio herbívoro más popular es solo porque está muerto y no puede darle la murga a nadie con sus valores.

El T.Rex: el cruasán

Se ha pasado un poquito con los ejercicios de brazo y pectorales en el gimnasio y ahora su tronco superior está algo desproporcionado con respecto al resto de su cuerpo. No pasa nada, es algo que viene pasando desde antes de la prehistoria. De hecho, al T.Rex le ocurría exactamente lo mismo pero a la inversa. Aunque, ahora se cree que esos bracitos flacuchos le servían para apoyarse durante el sexo. O sea, que mejor no quieras saber qué otros usos le da tu amigo a las piernas...

El Pinocho Rex: el amigo feo

Si lo miras de espaldas podrías llegar a confundirlo con el cruasán. De hecho, alguna chati que otra ha llegado a tocarle el culo confundiéndolos. Pero no, no era él, era su mejer amigo... FEO.

El T.Rex y el Pinocho Rex fueron como el amigo guapo y el amigo feo de la Era Mesozoica. El Pinocho tenía buen tipo, era feroz como el T.Rex y podría haber acabado protagonizado Parque Jurásico él mismo, sin embargo, nació con una cara tan poco agraciada que no ha salido ni de extra. Y eso que ya van tres entregas...

El Velociraptor: el sectario del gym

Con la crisis de los 30 se apuntó al gimnasio porque no quería acabar convertiéndose en un fofisano. Aunque, por la cantidad de horas que pasa allí metido y la intensidad con la que intenta convenceros a todos de que os apuntéis, habéis empezado a dudar de si “gimnasio” no será, en realidad, un eufemismo para “secta”.

El velociraptor fue uno de los dinosaurios más ágiles y rápidos de su época, si viviera ahora sería el ciclado de tu barrio que monta un gimnasio debajo de tu casa y te tiene la acera llena de tronistas.

El Triceratops: el pagafantas

Se echó novia en el instituto y, desde entonces, lo han dejado y han vuelto 4567 veces. Ella le ha puesto más cuernos que un Triceratops pero él siempre la perdona porque está muy enamorado y muy manipulado. En el grupo ya no guardáis ninguna esperanza de acabar recuperándolo algún día pero os intentáis engañar como os engañabais de niños intentando creer que Parque jurásico podía pasar en la vida real.

El Carnotaurus: el pozo sin fondo

Cuando quedáis a comer todos juntos y viene él, una inocente reunión de amigos se convierte en una caza de comida a vida o muerte. Pobre de ti si no te aprovisionas de todo lo que quieras comerte de antemano porque, si no, nunca conseguirás pasar del primer trozo de pizza... Igual que tu amigo, el Carnotaurus fue ese dinosaurio glotón al que no le daba vergüenza comerse la última croqueta.

Ahora ya sabes lo que realmente fuiste en otra vida...

Tags: ,

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar