PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Historias

8 actores que empezaron tarde, pero triunfaron a lo bestia

H

 

No todas las estrellas son talentos precoces: a Jon Hamm, Christoph Waltz y Jessica Chastain les costó llegar a la fama. Su historia te la trae Lacoste

Mario G. Sinde

11 Marzo 2014 11:42

Hay estrellas que empiezan muy pronto en el cine: Ellen Page, Macaulay Culkin (este también acabó muy pronto), Leonardo DiCaprio, Joseph Gordon-Levitt, Scarlett Johansson, Mila Kunis… Pero también las hay que eclosionan tarde, cuando se supone que tendrían que haber acumulado éxitos. No son casos frecuentes, pero sí son muy sonados: los de actores que transitan discretamente por papeles secundarios, series poco importantes, anuncios, roles de apoyo y que, de golpe y porrazo, consiguen ser fichados para una producción que alcanza un éxito extraordinario y su carrera se dispara. Son estrellas tardías y estas son algunas. Seguro que ni siquiera te habías dado cuenta con la mayoría de ellos.

Jeremy Renner

1. Jeremy Renner. Cuando le ofrecieron el papel principal en “The Hurt Locker” (el del desactivador de explosivos suicida en la oscarizada cinta de Kathryn Bigelow), Renner tenía 37 años. No era muy conocido, a pesar de que su cara era estandard. Y desde entonces, pertenece a la aristocracia de los machos duros de Hollywood, un hombre para todo que ha servido para sustituir a Matt Damon en la saga Bourne, para hacer de Hawkeye en “Los Vengadores” -no consta que vaya a tener película propia- o para hacer de Hansel en la disparatada “Hansel & Gretel, Cazavampiros”.

Jon Hamm

2. Jon Hamm. Estuvo a punto de dejarlo cuando cumplió los 36 años. Jon Hamm no pasaba de obtener papeles secundarios o testimoniales, tenía porte de galán, pero su belleza masculina no cotizaba al alza en Hollywood. Hizo de vecino freak de Tina Fey en “30 Rock” y ni siquiera salía guapo del todo. Pertenecía a otra época… que es la época de “Mad Men”, aquella en la que los hombres de verdad tenían una alfombra de pelo en el pecho, fumaban Ducados (o Celtas) y llevaban sombrero. A sus 42 años, su prestigio ya es indiscutible.

 Harrison-Ford

3. Harrison Ford. Resulta que Harrison Ford lo tenemos muy visto. Pero cuando se le apareció la virgen en forma de George Lucas, tenía 35 años, había trabajado sobre todo de carpintero y no era nadie en el cine. Luego fue Han Solo, más tarde Indiana Jones, y a partir de ahí a ver quién le tose.

Jessica Chastain

4. Jessica Chastain. Ahora cualquiera querría tener a Jessica Chastain en una de sus películas. Pero su carrera no se disparó hasta que no alcanzó los 34 años. En 2011 empezó a llamar la atención como una pelirroja fatal -era el color de su pelo lo que echaba atrás a los productores-, y desde “Zero Dark Thirty” se la rifan por una pasta. Lo próximo será “Intestellar”, a las órdenes de Christopher Nolan.

Ken Jeong

5. Ken Jeong. Este actor de origen chino que no tiene ningún problema en enseñarnos el pene a la mínima que puede (y lo de enseñar es un decir, dado su escueto tamaño) no lo petó en serio hasta que no cumplió 40 años y entró a formar parte del elenco de la saga “Resacón”. Ahora es uno de los cómicos más cotizados del momento.

Samuel L. Jackson

6. Samuel L. Jackson. Estamos ante otro caso parecido al de Harrison Ford: lo tenemos muy visto, pero ¿alguien recuerda algún papel importante antes de “Pulp Fiction”? La respuesta es no. Tarantino le reclutó con 45 años (pensadlo bien; ¡ahora tiene más de 65!) y el resto es leyenda, incluidas participaciones en franquicias multimillonarias como “Los Vengadores” y la segunda trilogía de “Star Wars”, haciendo de jedi.

Gene Hackman

7. Gene Hackman. Difícil de creer, pero no alcanzó la fama hasta que no cumplió los 37 años, gracias a la masterpiece “The French Connection”. Ahora, intentad hacer memoria: ¿recordáis a Gene Hackman joven? Claro que no, pero sí le recordáis como Lex Luthor en las tres primeras entregas de la saga “Superman”.

Christoph Waltz

8. Christoph Waltz. Cuando le vimos interpretando el monólogo inaugural de “Malditos Bastardos” todos pensamos lo mismo: este tío es dios, ¿pero quién es? Resulta que detrás de Hans Landa estaba un actor austriaco de 53 años que jamás había tenido éxito para salir de su país y conquistar nuevos territorios. Pero ahora lo peta: ha estado en “Django Desencadenado”, “Un Dios Salvaje”, y próximamente en el relanzamiento de la saga de Tarzán y en la quinta parte de “Piratas del Caribe”.

Lacoste te ofrece esta historia.

share