Historias

Tiene 16 años, sufre Asperger y es la bloguera de moda más importante del momento

Evita Nuh es una adolescente indonesia que nos está mostrando el futuro agénero de la moda

Sin que a los millennials nos haya dado tiempo siquiera a que nos salgan patas de gallo y el colesterol se nos vuelva patológico, la generación Z nos ha robado todos los titulares. Nadie supo predecir que nuestro esplendor de juventud fuera a ser tan corto, del mismo modo en que nadie vio venir que nuestros hermanos pequeños fueran a cargarse radical y precozmente todos los moldes preestablecidos.

La indonesia Evita Nuh es un claro ejemplo dentro del sector de las tendencias de moda. Nuh tiene 17 años y es lo opuesto al concepto de bloguera de moda al que estamos acostumbrados.

Una foto publicada por Evita Nuh (@nuhevita) el

Con un claro gusto por la ropa de chico, y una estética que podría definirse como una androginia ecléctica, Evita parece venida de un futuro en el que las tiendas ya no se dividen entre sección femenina y masculina. Una dimensión paralela con un canon en el que la belleza regalada por la genética resulta insignificante ante la otorgada por la personalidad.

Debido, sobre todo, a su precocidad, el paralelismo era inevitable. Algunos medios ya la han bautizado como la nueva Tavi Gevinson. Aunque esta última no tuviera, a los 12 años, su propia marca con productos agotados.

Una foto publicada por Evita Nuh (@nuhevita) el

De todos modos, mientras Gevinson sorprendía por la relación desproporcionada entre su edad, talento y madurez, la esencia de Evita Nuh reside en hacer bandera, de forma natural y no intencionada, de la androginia.

Aunque declara no tardar más de cinco minutos en elegir qué ponerse, lo hace siempre saltándose a la torera unos límites entre géneros que se han vuelto borrosos entre los miembros de su generación. Una tendencia imparable que las marcas tradicionales intentan tomarse en serio, tal y  como demuestra la fallida colección agénero de Zara o la elección de Jaden Smith para posar con prendas de la colección femenina de Louis Vuitton.

Una foto publicada por Evita Nuh (@nuhevita) el

En el caso de Nuh, todo empezó a los 8 años con un blog.

Ese era su medio para comunicarse con el mundo exterior y romper la burbuja del síndrome de Asperger del que está diagnosticada. La popularidad vino de forma inesperada y, a pesar de las responsabilidades, no la ha hecho sentir adulta. Solo una niña muy alta.

Tal vez por eso, a pesar del éxito de su primera marca de ropa se aburrió pronto y no dudó en dejarlo. Ahora, centra todas sus energías creativas en una línea de bolsos, EN.PENS, que comercializa vía correo electrónico.

Como buena nativa digital, Nuh domina la presencia en redes. Además de en su blog, en el que comparte tanto sus estilismos personales como sus inquietudes adolescentes, se la puede encontrar en ask.fm, donde recibe preguntas anónimas procedentes de todo el mundo e Instagram, donde acumula más de 55.000 seguidores. Son los estandartes de un imperio propio fundado antes de terminar siquiera el instituto.

The unpublished one.

Una foto publicada por Evita Nuh (@nuhevita) el

A los miembros de la generación Z a menudo se les atribuye un exceso el descaro, egocentrismo y narcisismo. Pero Evita es el vivo ejemplo que, para una juventud crecida en la recesión económica, estos rasgos son, a menudo, lo único con lo que cuentan para sobrevivir.

I'm not hard to please, I'm just not easily impressed. 🙌 Wearing @itsmoutley hat #moutleyoutfit

Una foto publicada por Evita Nuh (@nuhevita) el

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar