Giras

Wavves

Te invita a fumar

WavvesFíjate -si es que no lo has hecho ya- en el detalle central del artwork de “King Of The Beach” (Fat Possum/Coop, 2010), el más reciente álbum de Wavves. ¿Qué hace el perruzo de la portada? Fumarse un lirio. ¿Qué hay flotando sobre su cabeza? Una hoja de marihuana. Nathan Williams, alma traviesa de Wavves, no esconde que le gusta fumar hierba. El chico es un pot head, y por eso, puesto a buscar productos de merchandising original que puedan tener que ver con el imaginario de su banda, Williams ha decidido vender “weed grinders” (esos artilugios plásticos que se utilizan para desmenuzar los cogollos de marihuana) con el logo de Wavves. La cosa quedaría en mera anécdota si no fueran cada vez más los que apuntan a que ahí, en la venta de merchandising atípico, puede estar una de las salidas para la industria del disco en el futuro próximo.

A principios del pasado mes de agosto, Hypebot.com le dedicaba un artítulo a Sub Pop en el que Megan Jasper, manager de la casa, se expresaba en ese mismo sentido como posible estrategia a seguir ante la tendencia declinante que vienen experimentando las ventas del sello: “Aunque Sub Pop es una marca conocida fundamentalmente por sus magníficos artistas y sus grabaciones de primera calidad (también por el grunge), no nos oponemos a la idea de expandir nuestro negocio en dirección al maravilloso mundo de las camisetas, los gorros, las fundas para cervezas o los llaveros. Solíamos regalar muchos de estos artículos sin valor como un esfuerzo añadido para atraer a la gente a pagar por la música, pero tal y como están las cosas estamos considerando invertir nuestra estrategia, hacer que la gente pague por el juguete y reciba la música gratis”.

Jeff Kleinsmith, director de arte de Sub Pop, también tiene ideas al respecto: “Independientemente de la edad de cada uno, siempre habrá gente que preferirá tener algo que tocar, algo físico. Los CDs podrían acabar convertidos en pequeños libros. Hemos hablado mucho sobre esto en el trabajo. Puedes emplear tu tiempo en hacer un envoltorio atractivo, simplemente que sin un disco dentro. En vez del disco, tienes un pequeño trozo de papel en el que dice 'vete aquí para conseguir tu descarga'. Al final estás recibiendo lo mismo, todo menos el disco de plástico, ya sabes. Me encantaría llegar a ver eso […] Podría tratarse de una revista, de una camiseta, de una pegatina adherida a una banana, podría ser cualquier cosa en realidad, cualquier cosa relacionada con la música a la que fuera asociada una descarga”. Podría ser cualquier cosa, y Wavves ya eligió.

Tags:

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video

cerrar
cerrar