Giras

Lanzamientos

Cosas que están por llegar

Nueva ronda de repaso a lanzamientos, muy recientes, inminentes o dispuestos a brindarnos sorpresas en el futuro próximo, discos a priori relevantes que coparán las cubetas de novedades durante las próximas semanas.

Dos que pocas sorpresas nos darán (bendito y raro quien aún no los haya catado por la vía de la filtración) serán los esperados nuevos álbumes de Phoenix y Grizzly Bear, ambos con bastantes papeletas para optar a los puestos medios de las listas de lo mejor de un año que a punto está de mostrarnos su codo. “Wolfgang Amadeus Phoenix” y “Veckatimest” llevan circulando por la Red al menos un par de meses, pero es esta semana cuando ven oficialmente la luz con la esperanza puesta en aquellos, cada vez menos, que aún disfrutan del gesto romántico de acudir de cuando en cuando a las tiendas de discos.

Desde el underground electrónico británico más amigo de los ritmos urbanos, Toddla T nos entrega estos días su irregular “Skanky Skanky” (1965), un disco en el que las colaboraciones restan en vez de sumar argumentos; eso sí, cuando Toddla T acierta -y en el disco hay un buen puñado de aciertos-, no hay culo gracioso que se resista a sus andanadas de shefflied bass. Uno de los nombres que se cuenta entre los créditos del álbum de debut del nuevo wunderkind de Sheffield, junto a los de Roots Manuva (quien, por cierto, trabaja junto a Wrong Tom en otro de sus discos “alternativos”, en la vena de “Dub Come Save Me” o “Alternately Deep”, que con el título de “Slime and Reason” verá la luz a comienzos del otoño bien cargado de versiones en clave roots, digi-dub y rocksteady de algunas de sus canciones más conocidas), Joe Goddard, Herve o Benjamin Zephaniah, es el de Tinchy Stryder. El pequeño Tinchy, otrora príncipe del grime de la Bow Area londinense, emergido en los últimos tiempos hasta la cima de los charts ingleses, ve publicado esta semana un generoso EP -nueve cortes reunidos bajo el título de “Cloud 9”- que se entiende como adelanto de un nuevo largo - "Catch 22"- que llegará a finales de julio.

Con marchamo de calidad Big Dada nos llega “Speech Therapy”, el debut en formato álbum de Speech Debelle, joven londinense -del sur- de apenas 25 años que con ayuda de Lotek ( Lotek Hi-Fi), Plutonic Lab, Mike Lindsay ( Tunng) o Micachu ha parido un disco que se debate entre el avant-pop, el nu-soul y un hip hop que entiende como ejercicio confesional y se arma sobre una paleta sonora sorprendentemente cálida y orgánica. La etiqueta madre, Ninja Tune, nos entrega “Sort of Revolution”, tercer álbum del 21st century singer-songriter Fin Greenall (aka Fink), acompañado en dos temas por el neo-soulman John Legend .

Desde las oscuras profundidades del drone doom nos llegan los ecos del devastador “Clean Hands Go Foul” (Hydrahead), nuevo trabajo de los elusivos Khanate; también “ Monoliths and Dimensions” (Southern Lord), la más reciente entrega de unos Sunn O))) que este fin de semana estarán actuando en el Primavera Sound barcelonés. Casi tan abrasivos y ruidosos como los capos de Southern Lord, pero cambiando túnicas y oscurantismo por congestion psicodelica y free-(cosmic)-rock, Bardo Pond regresan con “Gazing at Shilla” de la mano de Important Records. Y apuntalando desde el hervidero de Brooklyn la sombra del germinante hype que le rodea, Mike Sniper edita estos días su segundo largo como Blank Dogs a través de In the Red; ya saben, máscaras y fulares, oscuridad y sintetizadores, psych-post-punk-pop algo menos lo-fi que alguien describió con acierto como un cruce de sonido enrarecido y narcótico entre el post-punk atormentado de Joy Division y las tendencias a la baja fidelidad y la saturación aural de Wavves.

En terrenos más amables, Drag City apuesta por el sofisticado vintage electronic pop de los neozelandeses Bachelorette (esta vez Annabel Alpers llega rodeada de toda una banda), y por la destreza instrumental de prisma global del gitarrista viajero Sir Richard Bishop, repartiendo amores entre las formas de raíz americana, la tradición india, el folclore gitano o las músicas rituales norteafricanas. En terreno amigo, Language Of Stone (ese sello que Greg Weeks - Espers- y su mujer ponían en marcha hace cosa de año y medio contando con el soporte logístico de Drag City) sigue moviéndose por esos terrenos en los que confluyen folk, pop y psicodelia con “Because I Was in Love”, sugerente debut de la chanteureuse Sharon Van Etten.

Black Moth Super Rainbow ven editado esos días -acuérdense de que existe una edición especial numerada que viene forrada en un no-tan-vistoso-como-se-prometía remedo de pelo animal- su hace tiempo anunciado “Eating Us” (Graveface), nuevo capítulo en su particualr odisea por los cielos de la arcoirisada psicodelia poptrónica. Y en terrenos a priori -no hay unanimidad al respecto- más sugestivos y cósmicos, no se olviden de que hoy ve oficialmenze la luz “II” (Eskimo), el segundo capítulo en formato largo de la epopeya colaborativa en clave kosmische que protagonizan los noruegos Lindstrom y Prins Thomas. Pronto en nuestra sección de reseñas.

Tras reverdecer -una vez más- nuestra fe en su propuesta con el último disco de Mokira, el sello Type está a punto de poner en la calle el debut en formato largo -disco homónimo- del inquieto Fred Thomas (el mismo que lleva un lustro al frente de ese colectivo de pop expansivo que responde el nombre de Saturday Looks Good to Me) bajo la guisa de City Center, proyecto en clave de psych-pop nebuloso (no lejano de la propuesta de Panda Bear) al que los más fans de Grouper conocerán por aquel split que compartieron no hace tanto tiempo.

Otros que en los últimos tiempos han sabido ganarse nuestra confianza, David Tibet y sus Current 93, acaban de ver publicado “Aleph at Hallucinatory Mountain” (Jnana/Coptic Cat), un nuevo tratado de intensa poesía doom-folk al que merece la pena acudir aunque sólo sea por ver qué aporta una nómina de colaboradores en la que conviven personajes tan dispares como James Blackshaw, Andrew W.K., Matt Sweeney, Rickie Lee Jones, la estrella del porno Sasha Grey, y habituales del círculo de Tibet llegados desde los entornos afines de Coil o Nurse With Wound.

Más cosas, de carrerilla, que hoy apenas hay tiempo. Planet Mu pone en la calle “Vivid Dreams” de Equinox, una mirada lateral al pasado del drum'n'bass más plácido y explorador. Nettwerk hace lo propio con el debut homónimo de The Hundreds and Thousands, electro-pop resplandeciente que complacerá por igual a fans de CFCF o Cut Copy. Y para los amantes del avant-rock incendiado y tangente, rumbo a las tiendas va un “Someday This Could All Be Yours Pt. 1” (Kill Rock Stars) de The Paper Chase que se entiende como primer capítulo de una serie de dos álbumes que giran conceptualmente alrededor de las catástrofes naturales y sus efectos.

En el apartado de recuperaciones, os refrescamos la memoria al respecto de aquella campaña de reediciones de Loop de la que ya os hablamos en su momento. En versión remasterizada y acompañados de cantidad de extras, vuelven a ver la luz -con etiqueta Reactor- “A Guilted Eternity” y “The World In Your Eyes”. Harías mal en no acudir a beber de las fuentes.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video

cerrar
cerrar