Giras

LSD March + Ignatz

Drooning & Psyching

LSD March + Ignatz Drooning & PsychingDe la mano de Giradiscos, joven inicitiva promotora (y editorial) responsable de buena parte de la agitación musical underground -sección weird folk, pysch pop, outer rock, noise, drone- que viene produciéndose en la capital del reino en los últimos tiempos, llegan por primera vez a la península las expansivas propuestas de LSD March y Ignatz.

Tras propiciar el paso por nuestro país del Japanese New Music Festival - Kawabata Makoto, Tsuyama Atsushi y Yoshida Tatsuya, tres músicos legendarios del underground experimental de su país, girando juntos y revueltos para, exprimiendo las posibilidades de la combinatoria, poner sobre el escenario siete proyectos diferentes- la pasada primavera, la visita de LSD March -uno de los secretos mejor guardado de la psicodelia japonesa- prolonga el idilio de Giradiscos con los sonidos llegados desde el país del sol naciente.

Descritos como un cruce entre la Velvet Underground y los muy esquivos Les Rallizes Denudes, más detallistas, mesurados y melancólicos que la mayoría de sus compañeros de escena, LSD March toman su nombre de una canción del primer disco de los kraut-rockers Guru Guru, y llegan desde Himeji liderados por el guitarrista Shinsuke Michishita a presentar "Constellation Of Tragedy" (Important, 07) y "Nikutai No Tubomi" (Beta-Iactam Ring, 07) sus más recientes invocaciones siderales alrededor del weird-folk, el space rock, la psicodelia y el trance cósmico. Trip music.

Ignatz es el alter ego musical del belga Bram Devens, un proyecto unipersonal al que su autor gusta de referirse de forma sencilla como universo de "canciones acústicas envueltas en efectos y conducidas por la improvisación y la espontaneidad". Lo de Ignatz es la reinvención y la descontextualización de los usos propios del blues rural y el folk más añejo. Apalachian ambient-drone psychodelia y lo-fi cosmic nightmare blues del siglo XXI. Canciones orgánicas y ligeramente desestructuradas que se sostienen sobre un débil esqueleto acústico que pinza los nervios del blues desde el centro de una tormenta cargada de fuzz y polución electríca. Canciones envueltas en una nube de sucios efectos que se construyen mientras se tocan, siempre a medio camino entre la improvisación libre y la idea prediseñada, y se graban siempre en directo, en una sola toma, tratando de capturar el espíritu del momento. Intoxicante propuesta avalada por la siempre interesante etiqueta KRAAK.

Ambos estarán tocando el próximo viernes, día 19 de septiembre, en La Boite de Madrid. Hay una segunda fecha anunciada para el día 20 de septiembre en Barcelona, aunque de momento siga sin confirmarse en qué sala. La velada en Madrid se completará con la presencia de Scumearth, proyecto en clave de dark ambient noise del madrileño Alonso Urbanos. Todo a cambio de 10 € (12 € en taquilla), los que tendrás que pagar si quieres hacerte con una de las entradas que ya están a la venta en Discos Melocotón.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video

cerrar
cerrar