Festivales

Sónar 2012

Sónar empieza a revelar la imagen de su próxima edición

Tú, que eres un tipo observador y que no piensas perderte el próximo Sónar por nada del mundo, puede que ya hayas reparado en el primer indicio de la imagen corporativa con la que nos sorprenderá el festival en su nueva campaña. Advanced Music presentaba hace unos días el logo para la edición del próximo año, y a estas alturas ya todo el mundo sabe que la enseña gráfica de Sónar nunca es casual; siempre hay un concepto detrás, y en descubrirlo reside uno de los placeres que acompaña cada año al evento.

El logo para Sónar 2012 pudiste verlo en estas páginas hace unos días, al hilo de nuestro primer sorteo de abonos para el festival (recuerda que tienes hasta el 22 de diciembre para participar). Las tradicionales tonalidades azules desaparecen este año en favor de un tono entre rosado y beis al que podríamos referirnos como “color carne”, y junto a la marca del festival encontramos este año una cruz roja de líneas irregulares que parece trazada con brocha. El juego, como siempre, está en probar a descifrar cuál es el significado, o la intención oculta, de ese logo. Y eso a sabiendas de que a los responsables del Sónar les gusta despistar, lanzar una idea en forma de logotipo para luego sorprendernos con un desarrollo visual que puede acabar tomando derroteros del todo insperados.

Nosotros hemos salido a la calle, imagen en mano, a pedir opinión a los transeúntes y hemos recopilado algunas de sus respuestas. Es hora de especular.

1. En línea con el símbolo de euro invertido que sirvió de imagen al festival el año pasado, la cruz roja representa el posible descalabro de la Zona Euro. O dicho de otro modo, la hostia que nos vamos a dar si no se resuelve el problema de la deuda soberana. El logo es, en el fondo, una crítica a la clase política que no ha sabido frenar a tiempo los desmanes del sector financiero.

2. El logo, a través de su evocación de la Cruz Roja como símbolo de un movimiento humanitario de alcance mundial, alude a que el festival se va a decantar en su nueva edición por los sonidos surgidos en zonas deprimidas o en países en vías de desarrollo. Volverá Omar Souleyman acompañado este vez de sus doce hijos, y el cartel estará plagado de artistas dedicados a ritmos como el Tecno Brega, el Shangaan Electro o la Cumbia Sonidera. Con el abono VIP se regalarán unas botas picudas hechas a mano en Matehuala.

3. La cruz roja hace alusión a la vida y la salud. Por tanto, es una invitación de Sónar a tener un festival más sano, libre de drogaina. En el espacio de Sonar Noche se instalarán bicicletas estáticas y steppers para quien quiera entrenar a la vez que escucha a los artistas.

4. La cruz hace alusión a Cristo Padre, al que murió para lavar nuestros pecados. Se acerca el Día del Juicio Final, el fin del mundo, todo el mundo lo sabe. Eso sí, nosotros, en vez de una última cena, tendremos una última fiesta.

5. Si os fijáis bien, la cruz está pintada con sangre. No hay duda. La imagen del festival de este año será el vienés Hermann Nitchs, que revivirá su Orgien Mysterien Theater para realizar uno de sus rituales de sangre, con algunos de sus adeptos simulando crucifixiones y animales destripados en vivo en el escenario grande de Sónar Noche.

6. Ese logo recuerda a la cruz que hay pintada en la puerta de muchos botiquines. Lo que quieren decirnos es que Sónar va a apostar por sonidos mucho más experimentales y estridentes este año. Ya sabéis, Paracetamol contra el dolor de cabeza.

7. La cruz roja nos avisa de que Sónar volverá a hacer una película, como aquella de los fantasmas, sólo que esta vez será una peli porno de enfermeras con trasfondo gore.

8. La cruz roja está inspirada en la pasión de Cristo. Sónar apostará por Mel Gibson como imagen para su próxima edición.

Estas son algunas de las cosas que se comentan en la calle. Y tú, ¿qué opinas? Pronto saldremos de dudas.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video

cerrar
cerrar