Curiosidades

Postureo tecnológico: esta app te permite compartir el SILENCIO con desconocidos

Una nueva aplicación inspirada en John Cage nos anima a la escucha activa de nuestro entorno

“Si algo te resulta aburrido después de dos minutos, inténtalo durante cuatro minutos. Si aún resulta aburrido, inténtalo durante ocho minutos. Luego durante dieciseis. Luego durante treinta y dos. Al final uno acaba descubriendo que aquello no es aburrido en absoluto. La primera pregunta que me hago cuando algo parece no ser bello es por qué pienso que no lo es. Y muy rápidamente descubro que no hay ninguna razón”.

Con esas palabras, deudoras de aquel budismo zen que tanto le influyó, John Cage promulgaba una nueva actitud con respecto a la forma en que escuchamos. No sólo la música; también el mundo a nuestro alrededor.

Lo que otros compositores consideraban mero ruido, un material despreciable, él lo veía como algo perfectamente digno de ser escuchado. Cage estaba convencido de que cualquier sonido puede resultar fascinante si se presta la atención adecuada. Y en esa visión, incómoda e inconformista con la jerarquía que había imperado hasta entonces en la concepción de la musica académica occidental, el silencio también debía jugar un papel fundamental.

Silencio entendido como renuncia intencional a la acción compositiva, pero no como vacío, sino como espacio de indeterminación, un lapso temporal abierto a la posibilidad, un cauce para el descubrimiento de algo por parte del oyente. Un silencio cargado de significación sonora con el que nos proponía un despertar a la vida, un “dejar de ser sordo y ciego a todo lo que nos rodea”.

Salir de la jaula. Escuchar con oídos nuevos. Apreciar lo desapercibido.

Esa visión fue llevada al extremo en una de sus composiciones más célebres y controvertidas: “4' 33''”, su pieza "insonora". Compuesta en 1952 e interpretada por primera vez en público por el pianista David Tudor, se trata de una composición abierta de tres movimientos que se interpretan sin tocar una sola nota. O sea, haciendo NADA, más allá de medir el tiempo. La partitura contiene una sola palabra, “tacet”. Es la manera de indicarle al intérprete que ha de permanecer en total silencio y no tocar su instrumento durante la duración elegida, cuatro minutos y treinta y tres segundos.

La pieza sirve ahora de inspiración para una nueva app disponible para Phone que se llama exactamente igual: 4'33”. La app, ideada por el John Cage Trust, permite realizar grabaciones de campo a las que el resto de usuarios pueden acceder a través de la propia aplicación o de la web johncage.org. Grabaciones que siempre tienen una duración de 4 minutos y 33 segundos y se presentan divididas en tres movimientos, como si fueran materializaciones personales de la partitura original del compositor norteamericano. Tú sólo tienes que elegir el entorno, el momento silencioso, y darle al rec para captar el murmullo incesante.

Grabar el silencio, compartirlo con otros a lo largo y ancho del mundo. ¿Con qué propósito?

“El más alto propósito es no tener ningún propósito en absoluto. Eso pone a uno en conformidad con la naturaleza, lo acerca a la manera en que esta opera”. (Cage dixit)

Tags:

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar