PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

Unos zapatos para avergonzar a Mariano Rajoy

H

 

El Presidente español recibirá muy pronto un regalo con el que Save the Children espera despertar su vena solidaria

PlayGround

07 Abril 2016 11:58

Mariano Rajoy va a recibir unos zapatos de regalo. Pero no unos zapatos a su medida, ni unos zapatos de piel cara como los que suelen usar los políticos.

Los zapatos que recibirá Rajoy son unos pequeños y sucios zapatos de lona rosa que pertenecen a una niña de 5 años llamada Hala.

Una niña refugiada que se encuentra varada en el centro de refugiados de Idomeni (Grecia) junto a miles de personas que viven entre el barro esperando ser deportados a Turquía después de haber arriesgado su vida para llegar a nuestras fronteras.



Al igual que Hala, miles de niños refugiados se enfrentan cada día a unas condiciones pésimas que ponen en riesgo su salud y vulneran sus derechos.

Ahora, además, después de huir de la guerra tienen que asumir que Europa ya no les quiere en su territorio.

Esto es lo que la oenegé Save the Children denuncia con el envío de los zapatos de Hala a Rajoy: la firma del pacto entre Turquía y la Unión Europea que establece las deportaciones de los refugiados cuyas peticiones de asilo hayan sido rechazadas.

En la caja en la que la oenegé manda los zapatos, también se ha incluido una carta para el Presidente español. En ella se relata la historia de Hala, que vive en una pequeña tienda de campaña junto a su padre y sus cuatro hermanos, uno de ellos de apenas varias semanas de vida.

Ni Hala ni sus hermanos saben leer ni escribir porque su escuela fue destruida por las bombas, ya no les queda dinero y la única ropa de abrigo que tienen es muy precaria.

Algunos de ellos ya han empezado a sufrir irritaciones de piel por las condiciones higiénicas del campamento en el que viven más de 11.000 personas.


Niño en un campo de refugiados en Grecia. EFE

Por culpa del llamado "acuerdo de la vergüenza" los refugiados que llegan a las costas de Grecia son obligados a permanecer en Idomeni hasta que se decida su situación. Posteriormente son deportados.

Muchos ni siquiera saben que pueden pedir asilo o cómo deben pedirlo.

"No queremos que el Gobierno español se olvide de Hala y de los miles de niños y niñas que están en su misma situación. Por todo ello, le pedimos que se oponga expresa y públicamente al acuerdo de la UE con Turquía y lidere un cambio en la política de la UE de respuesta a esta crisis para proteger a los niños y niñas refugiados y migrantes", añade Save The Children en la misiva.

Proteger a los niños y niñas refugiados y migrantes. De los confinamientos en malas condiciones, y de la muerte.

Siete meses después de que la foto del pequeño Aylan diera la vuelta al mundo, las muertes de los niños en el mar representan ya el 25% del total de víctimas, según datos de Unicef. 357 niños han muerto ahogados entre Grecia y Turquía desde la foto de Aylan.




share