Actualidad

El triunfo de la memoria en la lucha contra el cáncer

La inspiradora historia de la paciente 2410

La televisión nos impone a nuestros héroes: esos que llevan capas, esos que salvan bancos, esos que ganan guerras ficticias y futuristas. Sin embargo, en el mundo real también hay personas cuyas hazañas son impresionantes, de las que a veces nos olvidamos quizá porque su memoria reside en libros polvorientos, o quizá porque nadie les puso un traje de lycra lo suficientemente llamativo como para que pudiéramos recordarlo. Los héroes de carne y hueso están ahí, y probablemente hayan venido a este mundo para darnos lecciones sobre lo que significa realmente el verbo vivir.

Una de las heroínas contemporáneas de la que pocos hablan pero de la que muchos aprenderemos es Minda Lazarov, una mujer que pasó la vida entre hospitales desde que a los 15 años le detectaran un problema de los ganglios linfáticos. Durante los 40 años siguientes, Lazarov sufrió todo tipo de complicadas operaciones, sobrevivió a cuatro cánceres y también a dos tumores cerebrales. Una vida que, sin embargo, no le impidió tener una familia, trabajar o realizar todo tipo de actividades. De hecho, es ese ánimo y esa energía lo que le permitió a su corazón seguir latiendo durante tanto tiempo, porque en las batallas más duras, sólo los decididos y los valientes saldrán victoriosos. Un quinto diagnóstico de cáncer, sin embargo, sería el culpable de llevarse a Minda Lazarov de este mundo que tanto quería. La guerra parecía perdida para su cuerpo, y sin embargo su mente, su energía y su ánimo sobrevivieron.

La paciente 2410

Durante sus últimos años de vida, esta heroína moderna con apariencia delicadísima estuvo escribiendo una memorias que rondan entre lo personal y la autoayuda, siempre con un tono muy poético, al tiempo que veraz. Whatever Happened to Patient 2410 es una historia de su vida, y también una confesión y una descarga de optimismo para todos aquellos que están en la misma situación. Parece que los enfermos en general, y más aún los de cáncer, tuvieran que vivir sus vidas escondidos del mundo, con el temor de sentirse angustiados por culpa de la condescendencia de quienes los acompañan, o que quizá debieran quedarse callados, y no hablar jamás de esa célula maligna y tabú con otros de su misma condición. La propuesta de Lazarov fue desprenderse de esos miedos, y escribirlo todo para que la enfermedad no fuera perseguida únicamente en solitario, sino todos juntos, porque así es como se logran los mayores éxitos.

Por este motivo, la hija de Minda Lazarov lanzó a Internet un crowfunding con la esperanza de llegar a los 6000 dólares que le permitiera hacer una buena edición del libro, y mandarla a familiares, enfermos, hospitales y demás entregados a la causa. Aún quedan 20 días, y la cifra de recaudaciones es más del doble. Será que quizá, de una vez por todas, muchos se han concienciado de que los verdaderos héroes no son los que muchas ficciones televisivas nos imponen, sino aquellos con historias épicas y tangibles. Esas que tanto nos recuerdan a nosotros, o esas que serán fundamentales para sobrevivir a nuestro propio dolor.

Adiós a las capas de colores que flotan en el cielo. Bienvenidas las palabras ciertas que cerrarán nuestras heridas.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar