Actualidad

El sexo sin cuerpos que inflama la imaginación

Tendrás que rellenar con tu mente los espacios en blanco para disfrutar de los “Interiores obscenos” de Von Brandis

Decía Aldous Huxley que una orgía real nunca excita tanto como un libro pornográfico. ¿Pero qué sucedería si a ese libro le faltara la materia humana? ¿Qué queda del sexo si quitamos los cuerpos? ¿Qué sobrevive a esa ausencia?

El artista sudafricano Von Brandis explora esa idea en su serie “Obscene Interiors”. Sus imágenes nos muestran escenas pornográficas de estética vieja que han sido despojadas del calor de los cuerpos. Las parejas que antes yacían en pleno fragor copulador aparecen recortadas, como si las fotos hubieran sido sometidas a algún tipo de censura tosca. Se nos niegan así los detalles, la visión de la carne, pero la excitación permanece, la información sigue siendo explícita, a pesar de haberse neutralizado las formas.

Von Brandis genera vacíos gráficos que nuestra imaginación completa, haciendo que aún podamos sentir en esas siluetas blancas el calor de las bocas, el olor a sexo. Aquí es la ausencia la que evoca, es la falta de ese algo. Porque una imagen pornográfica nunca excita tanto como la imaginación de uno mismo.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar