Actualidad

En 2030 podría haber un Polo Norte sin hielo

Las imágenes de la NASA muestran un nuevo récord en la reducción de la superficie helada del Ártico

La capa de hielo del Ártico se encoge drásticamente. Tras el fin de un invierno excesivamente cálido, las imágenes satélites de la NASA han visibilizado que su sólida extensión se ha recortado como nunca antes en los últimos 40 años. Significa un nefasto récord de pérdida de hielo flotante.

En su ciclo anual, el hielo se expande en invierno y se contrae en verano. Este año, el pico máximo de tamaño se dio el 7 de marzo, alcanzando los 14,42 millones de kilómetros cuadrados congelados, un área casi dos veces Australia que, aunque pueda parecer masiva, no lo es para el Ártico.

Con una extensión cada vez menor en estas épocas, el mundo se dirige hacia un Polo Norte sin hielo en los veranos. Los científicos más pesimistas señalan que esa realidad podría darse por primera vez en 2030.

La amenaza de dejar el océano a cielo descubierto radica en que se expondrá más a los rayos del sol. El hielo funciona como un espejo reflejando el calor que llega de vuelta a la atmósfera y, sin él, el calentamiento global se acelerará. La vida de la región, como la de los osos, también se verá seriamente trastocada sin una superficie sobre la que permanecer.

"La capa máxima de hielo marino del Ártico ha disminuido en un promedio de 2,8 por ciento por década desde 1979", explica la NASA.

Mientras el planeta adolece, el crucero de lujo Crystal Serenity aprovechó este verano realizar la primera travesía de la región del norte antes vedadas por el hielo. Ahora ya planea su segundo viaje para seguir haciendo caja con el drama de la Tierra.

Tags: ,

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar