PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

Este es el primer bebé del mundo en conseguir un carnet sin género

H

 

Su progenitor lucha para que el bebé pueda elegir un día quién quiere ser y en su tarjeta sanitaria aprece una "U", que significa "sin asignar" o "indeterminado"

PlayGround

05 Julio 2017 17:51

Gender Free ID Coalition

Searly Alti podría haberse convertido en el primer bebé del mundo en contar con un carnet de salud en el que no se especifica el género.

Kori Doty, una persona transgénero que no se identifica ni como mujer ni como hombre, dio a luz a Alti ocho meses atrás. Desde entonces ha trabajado sin descanso para que no se le otorgara ninguna identidad de género en los registros del Gobierno de Columbia Británica, provincia de Canadá.

Los funcionarios canadienses han sido los responsables de emitir este carnet en el cual aparece en el espacio de "sexo" una "U", que podría significar  "sin asignar" o "indeterminado". Sin embargo, los mismos funcionarios se han negado a concederle un certificado de nacimiento en el que no se detalle si es niño o niña.

Una negativa que ha llevado a Doty a querer enfrentarse en un juicio contra la Agencia de Estadísticas Vitales para conseguir el documento que, en un futuro, le permitirá a su hijo elegir quién quiere ser. "En realidad, no estamos pidiendo que se cambie la identidad de nadie en contra de su voluntad, sino estamos pidiendo que se cambie la estructura de cómo comienza la identificación, particularmente en el nacimiento", dijo CKNW News Doty.

                                                                                                                                                                                      Facebook

La lucha de Doty por defender los derechos de su bebé se remonta a su propio nacimiento. Como reconoció a la CBC News, actualmente está haciendo lo imposible para cambiar su certificado de nacimiento. Un complicado proceso que empezó cuando los doctores le asignaron un género "incorrecto" y que, como lamentó al mismo medio, "me persiguió y me persiguió toda la vida".

El caso de Doty es un claro ejemplo de que la identificación de género es una problemática que subyace en las entrañas de toda sociedad. Esto llevó a la abogada de derechos humanos, barbara findlay, que escribe su nombre sin letras mayúsculas, a decir a BuzzFeed que "preferiríamos que eliminaran el 'sexo' de estos documentos por completo. La identidad de género de un bebé se desarrolla con el tiempo, no cuando un médico examina sus genitales justo después del nacimiento".

Desde antes de que del nacimiento de Alti, Doty tuvo muy claro que no quería que su bebé pasara por lo mismo que él. Así que optó por dar a luz en casa de un amigo, donde no hubo médicos que determinaran si era niño o niña. De este modo, algún día Alti podrá decidir si en su carnet quiere una "F", una "M" o prefiere mantener la "U".

"Hasta que Searly tenga sentido del yo y dominio del vocabulario para decirme quién es, le reconoceré como a un bebé tratando de darle todo el amor y apoyo para que quede fuera de las restricciones que vienen con la caja del niño y la de la niña", añadió Doty al CBC.

share