Actualidad

Quiero que mi novio sea una pizza

La fotógrafa Sarah Bahbah mezcla el mundo de la fotografía erótica con el de la comida basura, y el resultado es fantástico y delicioso

Cuando estoy triste, viene a salvarme. Cuando tengo resaca, me acurruca entre su caliente y esponjoso cuerpo. Cuando tengo hambre, o gula, o pocas ganas de cocinar, me sacia la barriga y me ayuda para no tener que mover ni un dedo, para que no me canse. La pizza es mejor que un novio, sí, porque es redondita y está muy rica, y porque cuando las lágrimas o el dolor de cabeza nos asaltan, sus sabores sencillos se convierten en la única salvación.

La comida basura es un antidepresivo y un vicio. No es extraño que el meme “My boyfriend is pizza” sea cada vez más popular en redes sociales. Y tampoco es extraño que la fotógrafa hipster Sarah Bahbah haya dedicado toda una colección al tema de la comida rápida y el erotismo. Hamburguesas más jugosas que un pezón, perritos calientes que nos recuerdan qué divertido es mordisquear y pizzas que nos cubren y nos abrazan.

Se acabó la tristeza. Aquí todo es bonito. Aquí todo es pop. Aquí todo es ñam y es pecado.

Contra la depresión, contra la soledad, contra el aburrimiento: PIZZA

Tags: ,

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar