PlayGround utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

C
left
left

Now

62 súper-millonarios poseen la misma riqueza que 3.500 millones de personas

H

 

La brecha entre ricos y pobres se agranda mientras los gobiernos olvidan su promesa de perseguir a los evasores fiscales

Maria Vallvé

18 Enero 2016 18:04

62. Este es el número de súper-ricos del planeta. Son billonarios y amasan la misma fortuna que la mitad más pobre de todo el mundo. O lo que es lo mismo, 3.500 millones de personas. El dato lo ha dado a conocer la ONG Oxfam.

Tan solo seis años atrás eran muchos más: los billonarios que amasaban esa riqueza eran 388. Pero la desigualdad ha crecido y, ahora, si quisieramos reunirlos, cabrían todos en un autobús. En 2011, los súper-ricos descendieron de 388 a 177; en 2014, a 80. Ahora, 62. De estos, casi la mitad son estadounidenses, otros 17 son europeos y el resto de países como China, Brasil, México, Japón y Arabia Saudí.

Desde 2010, la riqueza de estas 62 personas ha ascendido en más de medio billón de dólares a 1,76 billones de dólares. Mientras, la mitad más pobre del mundo, 3,5 millones de personas, ha perdido el 41% de su riqueza.

Mientras que la riqueza de un pequeño grupo de súper-ricos no para de crecer, los pobres son cada vez más pobres.

Según el informe, titulado "Una economía al servicio del 1%", la brecha entre los más ricos y los más pobres se ha vuelto a ensanchar a lo largo de todo 2015, siguiendo la tónica de los últimos cinco años.



El director ejecutivo de Oxfam Gran Bretaña, Mark Goldring, opina que es necesaria una ofensiva contra los paraísos fiscales globales para poner fin a la desigualdad social desenfrenada.

"Es simplemente inaceptable que la mitad más pobre de la población mundial no poseea más que lo mismo que un pequeño grupo de súper-ricos del mundo", lamentó Goldring en las primeras declaraciones para valorar el informe.

Una de cada nueve personas en el mundo se acuesta con hambre cada noche

"Hasta el momento, la preocupación de los líderes mundiales sobre la crisis de la creciente desigualdad no se ha traducido en medidas concretas para garantizar que los de abajo reciban su parte justa del crecimiento económico. En un mundo en el que uno de cada nueve personas se acuestan con hambre cada noche, no podemos darnos el lujo de seguir dejando que los más ricos se queden con una porción cada vez más gorda del pastel", añadió.

Para Goldring, el principal problema a resolver es la evasión fiscal. Muchas de estas fortunas se consolidan por sistemas que permiten la evasión de impuestos que, al no ser recaudados, no repercuten en beneficio de las rentas más bajas.

"Tenemos que poner fin a la era de los paraísos fiscales, que ha permitido individuos ricos y empresas multinacionales eviten sus responsabilidades para con la sociedad, ocultando cada vez más cantidades de dinero en el extranjero", continuó.

"La lucha contra el secreto que rodea a la red de paraísos fiscales del Reino Unido sería un gran paso hacia el fin de la desigualdad extrema. Tres años después, ya es hora de que David Cameron cumpla su promesa de hacer 'despertar y oler café' a los evasores de impuestos", explicaba.

En noviembre, el Comité de Cuentas Públicas de la Cámara de los Comunes advirtió que el organismo británico encargado de perseguir el fraude fiscal, el HMRC, ha progresado "poco o nada" en lo que se refiere a medidas para resolver la magnitud de evasión fiscal agresiva de Gran Bretaña.

Muchas de estas fortunas se consolidan por sistemas que permiten la evasión de impuestos que, al no ser recaudados, no repercuten en beneficio de las rentas más bajas

Además, el año pasado la Oficina de Responsabilidad Presupuestaria anunció que George Osborne, el canciller de la hacienda de Reino Unido, había perdido de vista su objetivo de represión de la evasión fiscal por cientos de millones de libras.

Por si fuera poco, ese mismo año, una investigación realizada por The Independent reveló que el Reino Unido estaba pagando millones de libras a los paraísos fiscales que figuran en la Unión Europea en concepto de ayuda internacional.

El gobierno británico dice que las medidas contra la evasión fiscal son ahora una prioridad, que ya en septiembre, como consecuencia de las nuevas normas, el HMRC recaudó 1 billón de libras de usuarios que seguían esquemas de evasión fiscal.

Los autores del informe afirman que la situación está aún peor en los países más pobres del mundo. Los investigadores estiman que hasta un 30% de la riqueza financiera de África está en paraísos fiscales, algo que a los gobiernos de los países de la región les cuesta cerca de 14 millones de dólares cada año.

 [Vía: The Guardian y The Independent]

share