Actualidad

15 películas descacharrantes para sobrevivir a agosto

Agosto es el mes del bochorno y de las vacaciones tirados delante de la tele viendo peliculones como estos

¡Vade retro, adictos al cine de arte y ensayo! La lista que podréis leer a continuación parte de una sesuda encuesta entre los redactores de Playground para encontrar las películas veraniegas imprescindibles para pasar mejor los rigores del calor. Películas de gazpacho y bermudas, de ver mientras te abanicas. Nadie quiere quemar demasiadas neuronas en esos momentos, pero eso no te impedirá disfrutar de estos hits inmortales. Así que pon a enfriar el tinto de verano, y vamos a por ellos.

Alta Fidelidad (Stephen Frears, 2000)Una historia de losers del amor bañanada en musicón. Personajes carismáticos y un ritmo perfecto. A cualquiera que alguna vez haya hecho una mixtape para regalar a su amada, esta película le va a poner una sonrisa en la cara.

Kebab Connection (Anno Saul, 2004)

Películas de Kung-Fu, Bruce Lee en un kebab, conflictos intergeneracionales, un embarazo inesperado y la rivalidad entre una taberna griega y un restaurante turco enmarcan esta delirante historia sobre paternidades y amor tribal.

Dead Snow (Tommy Wirkola, 2009)

Zombis nazis en una cabaña aislada en medio de la montaña. Un tesoro perdido de las SS. Un puñado de montañeros tontunos. El festín de vísceras y humor cachondo está servido en este homenaje al terror más cachondo.

The Faculty (Robert Rodriguez, 1998)La invasión de los Ultracuerpos en el típico instituto del Medio Oeste. Drogas, sexo, rebelión adolsecente, una BSO llena de temazos, buen terror alien y Elijah Wood en su eterno papel de pardillo, son sólo parte de la juerga. Un clásico dentro de aquel ya lejano boom del terror adolescente noventero.

Supersalidos (Greg Mottola, 2007)La mejor actualización del legado de películas como “Los albóndigas” o “Porky's” la hizo Greg Mottola en 2007. Un Jonah Hill todavía gordo y un Michael Cera haciendo de Michael Cera protagonizan este desparrame sobre unos teens que quieren mojar. Hasta que llega McLovin y les roba todo el protagonismo.

Juerga hasta el fin (Seth Rogen y Evan Goldberg, 2013)Otra pareja que es sinónimo de cachondeo son Seth Rogen y James Franco. Ellos son estrellas absolutas de esta gamberrada en la que los propios actores montan una fiesta y se ven envueltos en el Apocalipsis, con unos cuantos colegas a cual más colgado. La cosa se les va pero mucho de las manos.

Pacific Rim (Guillermo del Toro, 2013)Monstruos gigantes pegándose muy fuerte contra robots gigantes. Un acabado visual ALUCINANTE. Monstruos y robots dándose en el jeto con barcos mercantes. Rinko Kikuchi. Robots y monstruos. Mucho humor apocalíptico y referencias a Lovecraft. ¿Hemos mencionado los robots? ¿Y los monstruos?

La Princesa Prometida (Rob Reiner, 1987)Hubo un tiempo en que esta película salía por la tele cada dos por tres. Claro que esos eran los tiempos en que Robin Wright todavía era joven y la tele todavía merecía un poco la pena. Una historia de fantasía juvenil como sólo podían hacerse en los ochenta.

Speed (Jan de Bont, 1994)La película de Jan de Bont tiene probablemente la pareja protagonista menos expresiva que uno pueda imaginar (si no ha visto “Speed 2”), pero poner a Denis Hopper de malo y la sucesión de escenas de infarto hacen de ella un caramelazo de adrenalina.

Showgirls (Paul Verhoeven, 1995)Se rajó de ella a muerte, como también de Starship Troopers, pero lo único que demuestra tanta bilis es que el humor gamberro de Paul Verhoeven nunca se acabó de entender. Bueno, y que la película es kitsch a matar, y un poco de vergüenza ajena, pero anda que no lo pasas bien viéndola.

El Ejército de las Tinieblas (Sam Raimi, 1992)Palabras mayores. El cierre de la trilogía “Evil Dead” es esta paranoia guarrísima en la que Bruce Campbell viaja a la Edad Media para combatir contra las fuerzas del mal... Con una mano-sierra mecánica y magia negra. Veinte años, para esta orgía de gore y risas, no son nada.

Pain & Gain (Michael Bay, 2013)La única película de Michael Bay en la que hay algo parecido a personajes creíbles es este delirio sobre unos losers hiperhormonados que se conocen en un gimnasio y quieren pegar un pelotazo que los haga ricos. Está cantado que la cosa no les va a salir bien, pero así de implacable es la codicia. Un chute de testosterona que merece la pena ver.

Cualquiera de Jackie ChanOlvídate del argumento y concéntrate en ver las acrobacias y las coreografías imposibles de Chan. Recuerda que no usa dobles en sus escenas. Y flipa. Hay muchas que ver, así que con evitar la trilogía “Hora Punta” (más que nada por no aguantar a Chris Tucker) y la nueva “Karate Kid” ya vale.

Chicas Malas (Mark Water, 2004)De ese género inacabable que son las películas de instituto con chica al frente podríamos haber elegido muchas otras, pero por recordarnos a la Lindsay Lohan pre-rehabilitación y por la mala leche que la recorre, nos quedamos con esta historia de venganza antipijos.

Golpe en la Pequeña China (John Carpenter, 1986)Otro clasicazo inmortal. Carpenter en su década gloriosa junto a su compinche Kurt Russell. Mafias chinas y macarrismo de camiseta imperio. Mucho humor, Kim Catrall ejerciendo de sex symbol y un alucinante giro hacia la serie B sobrenatural. En definitiva, un festín.

Tags:

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar