Actualidad

9 nombres que demuestran que Internet no ha matado a la literatura

Mientras los de siempre lloriquean porque las cifras de venta de libros han caído en picado, algunos editores, periodistas y escritores apuestan por un sistema editorial nuevo y distinto. Entonces, ¿hacia dónde debemos mirar?

El mundo editorial español está de luto desde que el pasado lunes salieran a la luz unos datos que revelaban que en 2014 la facturación había retrocedido veinte años en el tiempo y que la industria se encuentra en un momento absolutamente crítico. Cada cierto tiempo la prensa cultural se hace eco de estos estudios de mercado a través de los cuales nos enteramos de que ya ni siquiera los best-sellers —ese último clavo al que todos se agarran—venden lo deseado. Pero esto no es nada nuevo, pues parecida a las pilas de Los Sims, la batería de vida de las editoriales ha ido descendiendo de manera escandalosa cada nueva temporada.

Que si la culpa es de Amazon, que si la culpa es de la televisión, que si la culpa es de las descargas ilegales y de los blogs literarios… En lugar de buscar alternativas, lo único que hemos hecho durante todo este tiempo es quejarnos. Parece, de hecho, que nos hayamos quedado embobados mirando a nuestro Sim fallecer lentamente, e incluso que disfrutáramos viendo cada uno de sus niveles de energía caer por los suelos hasta el desastre. Puede que mientras echábamos la culpa de todo a un mundo que cambiaba demasiado rápido, nosotros nos quedáramos atrás por simple miedo a cambiar con él.

Afortunadamente hay vida más allá de los grandes grupos editoriales, de los grandes suplementos y de las escenas literarias de siempre. Una vida en la que los escritores, editores y periodistas apuestan por la creación literaria que más les gusta y por unos métodos de promoción distintos a los habituales, centrados ya no sólo en aprovechar las herramientas que las nuevas tecnologías nos brindan, sino también en una atención al lector mucho más personalizada y directa.

El periodista de Flavorwire Jason Diamond publicó hace unos días una lista en la que seleccionaba a los 35 escritores más influyentes de toda la red, argumentando que ya era hora de dejar el debate sobre si Internet era malo o no para la literatura, y proponiendo algunas firmas más o menos célebres que a diario consiguen crear debates sobre el mundo del libro que en otro momento histórico habrían sido menos populares, y seguramente improbables. Además de los seleccionados por Diamond, entre los que se encuentran Tao Lin, Neil Gaiman o Zadie Smith, nosotros también hemos seleccionado 9 de los nombres que consideramos imprescindibles para entender no ya lo que está pasando en los circuitos alternativos internacionales, sino también todo aquello que nos traerá el futuro:

1. Michael J. Seidlinger es editor de Civil Coping Mechanisms, una de las editoriales que más apuestan por la creación joven en lengua inglesa. Acaba de publicar 40 likely to die before 40, la primera antología centrada en recoger a las firmas de la Alt Lit.

2. Lauren Oyler es periodista en Dazed & Confused. Sus artículos sobre literatura suelen centrarse en nuevas tendencias y propuestas y con ellos consigue abrir el mundo del libro al terreno de las tendencias.

3. Aníbal Cristobo es editor de Kriller71, la editorial de poesía española más arriesgada de todo nuestro panorama. Un día en Facebook se quejó de que siempre le preguntan por la “viabilidad económica” de su proyecto, cuando lo que a él realmente le interesa es la “viabilidad poética”.

4. Dennis Cooper, el célebre novelista es además bloguero. Desde su espacio personal no sólo selecciona a los mejores escorts masculinos del momento, sino que también apoya a las nuevas generaciones de escritores, un acto difícil de encontrar entre autores con su reputación.

5. Joanna Walsh es la culpable de que se pusiera de moda el hastag #readwomen2014. A principios de este año abrió una cuenta de Twitter en la que iría promocionando a distintos tipos de autoras de todo el mundo, para reivindicar una mayor presencia de las firmas femeninas en la escena literaria.

6. María Popova agita el blog Brain Pickings, en el que encontramos todo tipo de homenajes a escritores, artículos curiosos sobre edición y mundo editorial, así como recomendaciones de novedades literarias. El blog está subvencionado por los propios lectores, que pueden suscribirse mensualmente para apoyar a la autora.

7. Danny Snelson es uno de los editores de Poetry Will Be Made By All, el proyecto de edición de 1.000 libros de poesía por 1.000 poetas nacidos en la década de los 90. El proyecto pertenece a la red 89plus, y con el tiempo se convertirá en una exposición en la LUMA Foundation de Zurich.

8. Kevin Castro, poeta y editor peruano que junto al colombiano Didier Andrés Castro y otros jóvenes poetas latinoamericanos está poniendo en marcha una plataforma de discusión y de edición que pretende reunir a autores de su generación y de su lengua. ¿La Alt Lit hispana, quizás?

9. Iván Thays es uno de los críticos y agitadores más importantes de la red. Su Moleskine Literario es en realidad un Tumblr en el que el autor nos pone al día con novedades, memes y recomendaciones de artículos de otros medios. Ha recibido premios por su labor como bloguero y lo cierto es que su espacio es el mejor agregador de noticias literarias en nuestro idioma.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar