Actualidad

Fue un crimen, no un accidente: 96 muertes en el estadio encuentran justicia 27 años después

Un jurado popular emite un veredicto histórico: la 'Tragedia de Hillsborough', en la que 96 seguidores del Liverpool perdieron la vida en 1989, fue causada por una negligencia policial

I - MUERTE

¡Bruce, nos están matando!

Lo peor no eran los gritos. Bruce Grobbelaar no podía creer lo que estaba pasando. Todo estaba sucediendo detrás de la portería que él defendía, la del Liverpool.

Los aficionados de su equipo estaban literalmente aplastados contra la valla metálica que les separaba del césped por motivos de seguridad.

Era un Liverpool-Nottingham Forest de Copa, jugado en terreno neutral, en el estadio de Hillsborough, en Sheffield, el 15 de abril de 1989. La policía había ubicado a la hinchada del Liverpool, mucho más numerosa que la del Forest, en el fondo más pequeño del campo.

Una hinchada red que, tras atascos en carretera y controles policiales, había llegado a las puertas del estadio con el partido ya casi comenzado. Con la grada ya repleta, la policía decidió abrir la puerta para que entrase la muchedumbre que había fuera del estadio.

Miles de personas presionaron contra el ya abarrotado fondo del campo. Como en una trampa mortal, las primeras filas fueron empujadas contra las vallas metálicas. A pesar de los gritos de auxilio, la policía, temiendo que se tratase de una invasión de campo hooligan, no consintió en abrir los accesos al césped hasta que fue demasiado tarde.

El partido, tras solo 6 minutos, se detuvo. Fans del Liverpool deambulaban por el área de gol como fantasmas. Otros, habían caído al césped, inmóviles.

En los primeros momentos, la policía, todavía pensando en problemas de hooliganismo, no permitió la entrada de ambulancias al estadio. Algunos fans del Liverpool tuvieron que arrancar tablones publicitarios para hacerlos servir de improvisadas camillas. Otros, trataban de reanimar a los tendidos con rudimentarios boca a boca.

Al final fueron 96 muertos y 400 heridos. Pero también 27 años de injusticia que hoy han terminado.

II - JUSTICIA

Hoy el jurado popular encargado de revisar el caso ha emitido un veredicto histórico: la Tragedia de Hillsborough no fue un accidente motivado por ninguna hinchada, sino un homicidio imprudente causado por la negligencia de las autoridades policiales encargadas de velar por la seguridad durante el encuentro.

Según ha especificado de forma concreta el jurado, los hinchas no fueron los responsables de lo ocurrido.

Se trata de una victoria total de las familias, organizadas bajo el lema "Justice For The 96", cuya lucha consiguió hace dos años que se desclasificasen miles de documentos archivados bajo el gobierno de Margaret Thatcher, que rápidamente se alineó con la versión policial.

Esos documentos han acabado por propiciar un nuevo juicio —el de 1991 concluyó bajo las palabras de "muerte accidental"— que ha desmontado la versión oficial, que cargó el peso de la culpabilidad a la propia afición del Liverpool.

Ciertos medios británicos fueron claves en esa construcción de la versión del "accidente hooligan". Algunos de ellos se lanzaron a una brutal campaña de desprestigio de la afición del Liverpool que solo cabe enmarcar entre los capítulos más deleznables del "periodismo" de los últimos años.

A día de hoy, The Sun es un tabloide prácticamente proscrito en Liverpool. Casi nadie perdona que el diario tuviera que "pedir perdón" por la portada que publicaron tras la tragedia:

"Algunos fans hurgaron en los bolsillos de las víctimas". "Orinaron sobre los valientes policías". "Golpearon a las emergencias que trataban de reanimar heridos".

III - YOU'LL NEVER WALK ALONE

Son demasiadas las madres y los padres de Liverpool que perdieron a un hijo —38 de los fallecidos tenían menos de 19 años— viendo a su equipo en Hillsborough y que han tenido que escuchar que su pequeño era un hooligan, un radical, culpable de causar la situación que llevó, a él y a otros, a la muerte.

Hoy, a la salida del juzgado, cuando el Liverpool ha ganado el partido más importante de su exitosa historia, muchos de ellos han comenzado a cantar su himno, el emotivo 'You'll never walk alone'.

Porque hoy es más verdad que nunca que ni aquellos hinchas, ni la justicia, han caminado solos.

¿Te ha gustado este contenido?...

Hoy en PlayGround Vídeo:

Ver todos los vídeos

Hoy en PlayGround Video



 

cerrar
cerrar